Terminó hospitalizado al chocar con su motocicleta

Roberto Saiegg ayer a las 12:40 sufrió un accidente en su moto cuando circulaba por Alsina rumbo al Hospital Regional. Iba a llevarle comida a su mujer que permanece internada luego de un accidente. Al intentar cruzar Dorrego, el hombre se estrelló contra una Renault Kangoo que cruzaba la avenida y debió ser hospitalizado. El almuerzo quedó secuestrado en el interior de la gaveta de la moto.

Roberto Saiegg, un motociclista que viajaba hacia el Hospital Regional por avenida Alsina, se estrelló ayer a las 12:40 contra una Renault Kangoo en el cruce con la calle Dorrego.
Saiegg viajaba con casco colocado en su moto Zanella 110 c.c. de 4 tiempos. Le llevaba el almuerzo a su mujer que permanece internada en el nosocomio luego de un accidente que sufrió días atrás en el barrio Máximo Abásolo.
Por razones que se tratan de establecer, el motociclista se estrelló contra la parte delantera izquierda de una Kangoo patente –PCN 606- conducida por Carla Quispe, quien viajaba acompañada por su madre y su hermana.
"Yo venía de la Dorrego para este lado, el momento que la persona (otro vehículo) me dio paso, yo pasé y la moto se me cruzó. Me había dado el paso el de la Alsina, apareció la moto del costado" contó Quispe a El Patagónico.
"Venía muy rápido. El señor de la Alsina me dio el paso. Yo paré (dijo que vio el cartel que dice 'ceda el paso') igual que siempre vengo por Alsina... me da miedo esta calle", comentó Quispe.
La moto quedó con su llanta doblada y Saiegg desparramado en el suelo. En el lugar intervinieron policías de la Seccional Segunda y Defensa Civil, además del personal del servicio de Emergentología.
En esa esquina de Dorrego y Alsina ocurren accidentes –más o menos serios- en forma periódica. El principal problema es la prioridad de paso que los automovilistas no respetan y la velocidad con la que llegan a esa zona frente a la Plaza Croacia.
"Le dolía mucho su brazo" contó Quispe, quien le dio el primer auxilio al hombre que le llevaba comida a su pareja.
Mientras tanto, en la ambulancia a Roberto lo estabilizaban para finalmente trasladarlo al Hospital y someterlo a estudios de rigor. La comida que el hombre llevaba a su pareja se enfrió en la gaveta de la moto que quedó secuestrada en la Seccional Segunda.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico