TIPS

• Impulsar y mantener la lactancia materna.
• Lavarse las manos.
• Evitar la contaminación ambiental con humo de cigarrillo y otros
• Evitar el hacinamiento.
• Concurrir a los controles rutinarios con el médico.
• Cumplir el calendario nacional de vacunación que determine el pediatra, tanto para el bebé como para quienes conviven con él.
• Agitación.
• Hundimiento de costillas al respirar.
• Dificultad para alimentarse o para conciliar el sueño.
• Piel azulada o muy pálida.
• Fiebre, con temperatura mayor a 38°C.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico