Todo indica que a Chacana lo mataron a golpes en la cabeza

Fuentes de la investigación sostienen que están ante el decimoquinto homicidio ocurrido este año en Comodoro Rivadavia. La hipótesis es que le pegaron con un elemento contundente en la cabeza. La autopsia determinó que había fallecido por un traumatismo de cráneo severo. Sus agresores habrían sido al menos tres personas. Además de esa contusión, presentaba escoriaciones en el rostro. Ayer, con luz diurna, se realizó una inspección ocular en la vivienda de la víctima ya que esas tareas se vieron dificultadas en la noche de su hallazgo.

Fuentes de la investigación de la muerte de Víctor Chacana (39) -el hombre cuyo cadáver fue hallado el martes a la noche en su casa de la extensión del Stella Maris- confiaron a El Patagónico que a partir de las evidencias que lograron reunir, todo apunta a que se trató de un homicidio. También lo piensan sus hermanos Martín y Gustavo, quienes sumidos ayer en el dolor dialogaron con este diario.
"Estamos esperando a ver qué dice la fiscal, cómo sucedió todo. La fiscal todavía no nos comentó nada. Según dicen entraron tres tipos, también había una señora con una nena en brazos, y lo golpearon primero allá (señala hacia una cuadra del lugar) a la vuelta y después se metieron (a la casa) a pegarle", comentaron sus hermanos sobre la hipótesis de su muerte.
Chacana era padre de ocho hijos, y estaba separado. Se encontraba sin trabajo y aparentemente atravesaba un estado "depresivo" en los últimos días ya que según sus publicaciones en las redes sociales estaba triste porque no podía ver a sus pequeños hijos en Trelew.
Lo que llamó la atención de los investigadores como así también de sus hermanos es una publicación que Chacana realizó el último 8 de octubre en la red social Facebook, en la que "escrachó" a un joven del barrio al que dijo había invitado a su casa y le "rastreó (le robó)". Chacana lo intimidó por internet: "más te vale no te hagas el polenta acá en la extensión Stella Maris".
"Nadie dice nada en el barrio", contó ayer Martín. Los familiares de Chacana estaban ayer por la tarde a la expectativa de los nuevos resultados de la inspección ocular en el lugar del homicidio. "Queremos justicia y que se sepa quienes lo mataron", exigieron frente a este diario, convencidos de que se trató un homicidio.
"Llegó golpeado a la casa", describieron sus hermanos. En la primera inspección en la vivienda, el martes por la noche se encontró todo desordenado y el cuerpo de Víctor boca abajo. También se halló una botella de cerveza destrozada, aunque los investigadores creen que el golpe se lo asestaron con un hierro que además le provocó un profundo corte en el cuero cabelludo.
Frente a la consulta de que si a Chacana le habían robado algo del interior de la casa, sus hermanos refirieron que no tenía el teléfono celular por lo que estiman que los asesinos se lo llevaron.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico