Trabajadores de la salud cobraron arancelamiento pero igual pararon

Los gremios que nuclean a los trabajadores del Hospital Zonal de esta ciudad -ATE y APROSA- llevaron a cabo ayer una retención de tareas. Demandaban el pago de la totalidad del porcentaje que les corresponde en concepto de fondos recaudados por arancelamiento, a pesar de que a primera hora ya lo tenían depositado en sus cuentas bancarias.

Caleta Olivia (agencia)
La medida de fuerza que formalmente se lanzó por 48 horas (y que hasta avanzada la tarde de ayer no se había levantado) fue decidida en una asamblea conjunta celebrara el martes por los referentes de ambos gremios.
Hasta ese momento los hospitalarios solo habían percibido el 50 % de ese beneficio que en el caso de algunos médicos les representa un ingreso de 60 mil pesos, al margen del sueldo.
En la reunión del martes, la doctora Adriana Sosa (APROSA) dijo que había un gran malestar porque la directora general, Patria Zari, les informó que "por un déficit de la economía hospitalaria, se había echado mano al 50 % de los trabajadores. Por eso se decidió en asamblea un paro de 48 horas en repudio a no haberse cumplido con la ley de arancelamiento y por no haber avisado y dejado en claro la situación».
Sosa también indicó que la dirección hospitalaria se había comprometido a devolver el dinero faltante, pero ya no había confianza de que fuera trasparente el manejo de los fondos de arancelamiento, por lo cual "de ahora en más vamos a solicitar que se designe a un veedor para ese fin".
Vale recordar que ese plus que ingresa a los hospitales públicos lo pagan los pacientes de obras sociales particulares, o bien aquellos que no las tienen (no se les cobra a gente de bajos recursos), y luego de conformase un fondo común, un determinado monto se distribuye entre los trabajadores hospitalarios de acuerdo a escalafones, nivel de estudio y funciones.

CUESTION HUMANITARIA
Pero lo que no dijeron los dirigentes gremiales fue que Zari les informó con antelación que por una cuestión humanitaria se tuvo que utilizar parte de los fondos disponibles para cubrir el traslado y asistencia en un centro especializado de Córdoba de una paciente de bajos recursos que padece una grave enfermedad, pero Provincia aún no había transferido formalmente la partida correspondiente al arancelamiento.
La propia familia de la mujer había prácticamente implorado -a través de diferentes medios de comunicación- para que la misma pudiera ser derivada de urgencia dado que el hospital local no cuenta con los recursos técnicos y profesionales para su atención.
La directora del establecimiento también les aseguró a los gremialistas que el 50 % que faltaba pagar del arancelamiento se había demorado por cuestiones administrativas de Provincia, pero que la transferencia se haría el martes y estaría acreditada ayer en las cuentas bancarias, algo que finamente se concretó a primera hora, pero el paro no se levantó y se afectaron servicios básicos, quedando la sala de guardia con atención mínima.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico