Tras los 40 telegramas de despido, Petroleros acató la conciliación con San Antonio

Desde el martes 14 de junio se abre con San Antonio un plazo de negociaciones que se extenderá por 15 días. En ese lapso, el sindicato que conduce Claudio Vidal convoca a los trabajadores a garantizar la paz social y normalizar la actividad en yacimiento. Asimismo, exige responsabilidad a los dirigentes que impulsaron medidas de fuerza de forma inorgánica.

El pasado 9 de junio la empresa San Antonio emitió 40 telegramas de despido lo cual fue respondido con una paralización inmediata de 12 equipos en Las Heras, con la intervención del Ministerio de Trabajo se destrabo el conflicto aunque sin acuerdo por parte de algunos dirigentes que pretendían mantener las medidas de fuerza.

Ahora el sindicato, les recuerda a sus afiliados que para llegar a un acuerdo se debe respetar "la paz social" desde el próximo martes y por un plazo de 15 días que es el plazo previsto para una conciliación.

A través de un comunicado el gremio que conduce Claudio Vidal recordó que la conciliación establece un compromiso de ambas partes de normalizar la actividad. "Debemos suspender las medidas adoptadas en el marco del conflicto, al Sindicato y por su intermedio a los trabajadores deben dejar sin efecto las medidas de acción directa y normalizar la prestación de servicios. Y la empresa por su parte debe suspender toda medida dispuesta y abstenerse de adoptar cualquier represalia contra los trabajadores representados por el Sindicato".

En este punto y con el fin de evitar sanciones el sindicato, recordó que "la militancia combativa debe mantenerse en un marco de la unidad de los trabajadores y seriedad en los planteos. Por ello en su momento denunció la actitud irresponsable del grupo provocador que adoptó de manera inorgánica e inconsulta medidas de fuerza, poniendo en peligro las fuentes de trabajo".

Con el fin de concretar con éxito la conciliación "exhortamos entonces a demostrar firmeza a la hora de encarar la lucha sin claudicaciones en defensa de los intereses y derechos de los trabajadores, así como responsabilidad para no caer en excesos innecesarios, preservando cuando corresponde la paz social, asegurando el rol de los trabajadores en la producción y ganándose el respeto de las autoridades y del sector empresario cuando es indispensable sentarse a la mesa de negociaciones".

La conciliación se estableció desde el martes 14 y durante un mínimo de 15 días lapso en el cual autoridades del sindicato deberán sentarse frente a la empresa y al Ministerio de Trabajo en el proceso de conciliación obligatoria. Mientras "los trabajadores deben normalizar su tarea y permanecer vigilantes, para respaldar y fortalecer la posición de quienes deberán negociar en defensa de sus derechos".

El comunicado, culmina con una breve explicación del porque se decide acatar la conciliación. "Si alguien piensa que no acatar la conciliación es un acto de valentía combativa se equivoca. Por el contrario, la acción aislada, realizada al margen del colectivo, de la organización y de esta Comisión Directiva, constituye una posición suicida que debilita al conjunto y conduce al fracaso y a perder los derechos que se pretende preservar".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico