Turquía asegura que castigará a golpistas "en el marco de la ley"

En cuanto al creciente debate sobre la pena de muerte, desde el gobierno matizaron un poco las declaraciones hechas en las pasadas 48 horas y reconoció que si bien el gobierno debe tener en cuenta las demandas del pueblo siempre debe decidir con cautela.

Turquía hará rendir cuentas a los golpistas "en el marco de la ley", aseguró el primer ministro Binali Yildirim, quien anunció que más de 7.500 personas han sido detenidas en todo el país.
"Haremos rendir cuentas por cada gota de sangre derramada" pero "en el marco de la ley", aseguró Yildirim. Entre los 7.543 detenidos figuran 6.038 militares, 755 magistrados y 100 policías, indicó el jefe del gobierno turco, que dijo que 208 "mártires" murieron la noche del golpe fallido.
Según el último balance, en total murieron 208 personas que se resistieron al golpe, entre ellos tres soldados, 60 policías y 145 civiles, mientras que 1.491 personas resultaron heridas. Además, fallecieron 24 soldados golpistas y 50 resultaron heridos, precisó el primer ministro, quien volvió a responsabilizar del golpe al predicador Fethullah Gülen. Además, el gobierno despidió a casi 9.000 funcionarios del ministerio del Interior.
En cuanto al creciente debate sobre la pena de muerte, Yildirim matizó un poco las declaraciones hechas en las pasadas 48 horas y reconoció que si bien el gobierno debe tener en cuenta las demandas del pueblo siempre debe decidir con cautela. "El Parlamento debe debatir este asunto. No podemos decir ni sí ni no por adelantado", señaló el primer ministro.
Por su parte, la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, recordó a Turquía que "ningún país" puede convertirse en Estado miembro de la Unión Europea (UE) si introduce o reintroduce la pena de muerte. "Ningún país puede convertirse en país miembro de la UE si introduce la pena de muerte; eso está muy claro" si se negocia la adhesión, señaló Mogherini en una rueda de prensa junto al secretario de Estado de EE.UU., John Kerry.
En medio de ese creciente clima de tensión, cuatro personas, todas ellas civiles, murieron hoy en tres diferentes incidentes en Ankara, supuestamente en relación con la oleada de registros y detenciones que vive la capital turca.
Asimismo, denunciaron la censura y prohibición de unos 20 sitios webs y portales de noticias por parte del gobierno turco.

MILITARES Y CIVILES
La Policía detuvo ayer a 103 generales y almirantes de las Fuerzas Armadas turcas, casi un tercio del total de 356 que componen la cúpula de las Fuerzas Armadas, según informa la agencia semipública Anadolu.
Entre ellos se hallan los comandantes del 2º y 3º Ejército de las fuerzas terrestres y el ex comandante de las Fuerzas Aéreas, Akin Oztürk, acusado de ser el cerebro del golpe.
Los militares están acusados de "conspiración para cambiar el orden constitucional por las armas", "resistencia armada contra la autoridad", "creación de una organización armada" y, en algunos casos, de "conspiración y realización de un ataque al presidente".
Entre los militares con rango de general, 16 pertenecen a la Fuerza Aérea, 15 son almirantes de la Marina y seis forman parte del cuerpo de Gendarmería, según se desprende de la lista completa de nombres publicada también por la agencia de noticias EFE.
Un total de 6.023 militares ya fueron detenidos, según las últimas cifras avanzadas por el primer ministro, Binali Yildirim.
Paralelamente, el Ministerio del Interior de Turquía anunció hoy que suspendió a 8.513 oficiales de la Policía y la Gendarmería, un cuerpo policial militarizado, entre los que se encuentran 11 generales y 61 coroneles.
La lista de los agentes suspendidos fue enviada a las provincias y los policías afectados fueron llamados a las direcciones de seguridad provinciales, donde tuvieron que entregar sus armas y sus identificaciones.
Además fueron suspendidos un gobernador provincial, 29 ex gobernadores, que ocupan cargos simbólicos en la administración regional, y 47 responsables de distritos.
También han sido relevados de sus cargos cientos de funcionarios, desde registradores de la propiedad a asesores judiciales e incluso conserjes.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico