Un camionero volcó cuando descargaba barro en el basural

Pablo Arellano sufrió lesiones leves cuando volcó el Scania T330 que maniobraba en el basural. El accidente se produjo porque le habrían cargado demasiado barro en la parte izquierda de la caja volcadora. El conductor tuvo que salir por la puerta del acompañante y fue asistido por sus colegas. La cabina de la unidad quedó prácticamente destruida.

Un camión volcador Scania T330 –dominio ESP 794- volcó ayer a las 17:30 cuando se disponía a descargar barro en el basural de Comodoro Rivadavia. El vehículo era manejado por Pablo Arellano, quien le contó a El Patagónico que no se percató que las máquinas, que se encuentran trabajando sobre la avenida Constituyentes para despejar las calles que se encuentran colapsadas por el temporal, habían cargado demasiado barro en el costado izquierdo de la caja del camión.
Así, cuando el trabajador llegó al basural tuvo que detener su acción ante la advertencia de sus colegas que le gritaban que detenga la maniobra.
“Yo venía haciendo mi laburo normalmente, como todos los días. Me estacioné para descargar, pero cuando levanté el pistón empecé a escuchar un griterío que me decía que pare, y yo les hice caso pero nunca me imaginé lo que iba a pasar. Cuando paré para ver qué estaba pasado, se me dio vuelta de un solo viaje”, explicó el camionero, aún sorprendido por lo que le tocó vivir.
Tras el accidente los colegas del damnificado rápidamente se bajaron de sus camiones para auxiliarlo. Arellano, mientras tanto, trataba de salir del camión por sus propios medios por la puerta del acompañante, ya que el vehículo quedó de costado bloqueando la puerta del conductor. Todos se tranquilizaron cuando el camionero logró salir de la unidad sin lesiones de gravedad.
“Lo único que me pasó fue un corte en la nariz que no sé cómo me lo hice. Quizás me pegué con el parabrisas o con el termo del mate, pero no me pasó nada serio”, detalló Arellano.
Hasta el basural llegó personal de Defensa Civil y los efectivos policiales de la Seccional Tercera. También un equipo de salud del Hospital Regional que constató que el damnificado no había sufrido lesiones de consideración.
Producto del vuelco, la cabina del camión quedó prácticamente destruida y el conductor lamentó las pérdidas materiales ya que es su herramienta de trabajo. “Ahora me quedan pagar los daños del camión y ver qué pasa con el seguro, pero da bronca que una cosa de este tipo le pase a uno”, lamentó, mientras sus colegas se solidarizaban por lo que había pasado.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico