Un futbolista de Diadema falleció en un accidente a 6 kilómetros del barrio

Perdió el control del Chevrolet Corsa en el que viajaba sin acompañantes. Se presume que podría haber sufrido el reventón de un neumático. El vehículo se despistó, chocó contra un poste y su conductor salió despedido al volcar.

Néstor Fabián Soviers tenía 26 años y jugaba como delantero en Argentinos Diadema, club de la División A del fútbol oficial de Comodoro Rivadavia. El viernes por la noche falleció en un accidente automovilístico.
Eran cerca de las 20, cuando "Pochi" como lo conocían sus amigos y toda la barriada, viajaba desde Diadema hacia Kilometro 14 para jugar un partido junto a sus compañeros de trabajo y perdió el control del auto que conducía.
"Nos invade una tristeza infinita y en el cielo hay festejo de gol. Cuesta mucho despedirte, el barrio, tus amigos, el club, todos sentirán tu ausencia. En tu familia hay un dolor infinito, los acompañamos desde acá y vos desde allá dales la fuerza para sobrellevar tanta tristeza", decía ayer en la fan page de Facebook de la Asociación Vecinal del barrio.
Los mensajes también se multiplicaban en el sitio de Argentinos Diadema y calaba hondo en ese barrio alejado del casco céntrico de Comodoro Rivadavia y donde se conocen todos.
Según informaron fuentes oficiales de la Comisaría de Diadema que tomó intervención en el accidente, Soviers conducía un Chevrolet Corsa -dominio JGL 539- por la ruta 39 en dirección al cruce con la ruta 3.
Se presume que podría haber reventado un neumático. Lo que determinó hasta el momento la policía es que se cruzó de carril, chocó contra un poste y al volcar salió despedido unos 10 metros.
Testigos del accidente dieron aviso a las autoridades policiales y se pidió la urgente intervención de una ambulancia del sistema público, la cual habría tardado más de una hora en llegar, según los mismos testigos.
Tras ser trasladado al Hospital Regional, Soviers falleció cerca de las 22:35, a raíz de los serios traumatismos que sufrió.

UN REFERENTE DE SU EQUIPO
Néstor Soviers jugaba en Argentinos Diadema desde pequeño junto a su hermano Claudio, quien es arquero de la Primera división y al momento del accidente se hallaba en El Bolsón visitando a su madre.
Como delantero, Néstor era uno de los referentes del equipo que ayer por la tarde debía a enfrentar a la Comisión de Actividades Infantiles (CAI), en un partido decisivo del Torneo Final de Primera A.
La noticia fue un cachetazo para la institución y en las primeras horas de ayer, al conocerse su fallecimiento, el partido fue suspendido.
Los más cercanos lamentaban la muerte de un tipo querido, alegre, que amaba el fútbol, y en especial a Boca Juniors y Argentinos Diadema, colores que dividían su corazón.
Aún con la tristeza a cuestas trataban de entender las paradojas del destino, porque justo el viernes Néstor recibió la visita de su padre, quien llegó desde Esquel de sorpresa para visitarlo. Además estaba camino a ser papá. Su pareja está embarazada de dos meses.
Durante la tarde de ayer su cuerpo fue entregado a sus familiares, para ser velado en la sala B de la cochería del Hipólito Yrigoyen, donde iba a ser despedido hasta las 23.
Según se conoció, hoy sus cenizas serían esparcidas en la cancha del barrio que tanto amó, aquella donde su último gol más importante fue el 11 de marzo último cuando le dio el triunfo a su equipo por 3-2 sobre Laprida en la clasificación por el Campeonato Provincial.
Se trata del segundo accidente de tránsito fatal ocurrido en menos de una semana, después que en la madrugada del sábado 21 de este mes, Leonardo Alberto Cortés Tello (39) al volante de una Peugeot Partner volcó en la última curva previa al ingreso de Caleta Córdova. El vehículo terminó sobre un descampado en desnivel y el cuerpo del conductor salió despedido.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico