Un hombre perdió el habla luego de sufrir una brutal golpiza a la salida de una fiesta

Gerardo Durán, de 33 años, pelea por su vida luego de ser atacado por una patota en la localidad bonaerense de Pilar. "Los médicos que lo atienden dicen que sufrió graves daños neurológicos y que recién dentro de unos días podremos saber si hay otras consecuencias", dijo un familar.

Un hombre, de 33 años, permanece internado en estado delicado tras recibir una feroz golpiza a la salida de una fiesta en la localidad bonaerense de Pilar.

La víctima, identificada como Gerardo Durán, nunca imaginó que podía terminar internada en el hospital cuando iba a una fiesta, junto a su sobrino, a la que había sido invitado. La reunión era en el barrio Carlos Pellegrini.

Seguí leyendo en Minutouno.com

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico