Un médico de guardia no fue al hospital y dio instrucciones por WhatsApp

El hecho sucedió en la localidad de Allen, donde una niña llegó con fractura de clavícula y el traumatólogo de guardia pasiva nunca asistió pese al pedido para que atienda a la menor.

En Allen hay malestar porque algunos médicos que realizan guardias pasivas en el hospital no asisten al área de emergencias cuando se los convoca.

Una niña sufrió una fractura de clavícula y junto a sus padres llegó hasta el hospital de Allen, localidad rionegrina, que solo cuenta solo con ese servicio público de atención.

Al llegar al hospital dieron aviso al médico que realiza guardia pasivas y que solo asisten a las emergencias cuando se los convoca, pero el traumatólogo que estaba de pasiva no concurrió a verla y dio indicaciones por teléfono.

El padre de la menor manifestó su gran malestar ya que esperaban que la niña sea examinada por el especialista que estaba de guardia pasiva pero este no asistió al centro de salud y sólo brindó algunas indicaciones vía telefónica y evaluando el caso a través de una imagen de la placa que le habrían enviado por WhatsApp.

En el hospital de Allen las quejas por los "faltazos" de los médicos de guardia pasiva son constantes, indicó el Diario Río Negro. Los profesionales que están de pasiva cobran un monto fijo de dinero por día de guardia, independientemente de que se los convoque o no a emergencias

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico