Un médico rural lleva 33 días seguidos de guardia

Es el único profesional disponible en el departamento Facundo Quiroga de La Rioja.Trabaja hasta 18 horas por día y luego atiende pacientes en su casa.

El médico Luis Daniel Rey, lleva 33 días de guardia en la localidad riojana de Malanzán. Llegó el 10 de diciembre al único hospital de la zona para cubrir su guardia habitual y hasta este jueves continúa haciendo sus labores sin parar.

Según el medio local El Federal, el profesional trabaja hasta 18 horas diarias para atender a una población rural de 4 mil habitantes. Los vecinos viralizaron la situación a través de las redes sociales y el gobierno provincial informó que buscaría una solución para la compleja situación del centro de salud. Sin embargo, Rey lleva más de un mes de guardia. Nadie fue a reemplazarlo ni a sumarse a su tarea.

En una entrevista con el médico contó que se duerme en el escritorio, lamentó que no pudo ver la final de la Copa Argentina que conquistó su querido River Plate y advirtió que lo han "insultado pacientes, porque exigen ser atendidos".

Sobre su trabajo, explicó a El Federal: "Es un tema que debe arreglarse, y confío que será así. Lo que pasa es que también soy humano, y también tengo días de mucha acumulación de trabajo, con las consecuencias que puede traer eso. Uno está expuesto a cometer un error y no debo permitirlo. Por eso sigo adelante atendiendo en el hospital, en mi casa, o visitando a mis pacientes".

"Espero tener unas vacaciones, que la ministra de Salud, Judith Díaz Bazán, pueda cumplir con las promesas y principalmente con la palabra, valor que hace mucho se ha perdido. Veo que hay voluntad, pero como van pasando los días, sólo espero un llamado para solucionar esto por el bien de los pacientes", comentó Rey.

Al final de la charla dejó una reflexión: "En mi pueblo los conozco a todos y un médico rural a veces tiene que ser médico, psicólogo, consejero, cura o político, según a quien tengas que atender, con la mejor sonrisa o el mejor cuento para que podamos compartir una sonrisa".

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico