Una amistad a las corridas

Compartieron infinidad de carreras con Nazario Araujo, el único comodorense que participó de un Juego Olímpico en Munich 1972. Y hoy se siguen juntando en los alrededores del Liceo Militar General Roca. No para correr o bajar marcas, pero si para trotar o caminar, mientras charlan de la vida como dos grandes amigos.
"Con Nazario nos conocimos en la Corrida Internacional de Crónica. El corría en el torneo intercolegial, y yo en los torneos del oratorio Domingo Savio. Se salía desde la Costanera hasta Alem, casi 12 de octubre. Era una casillita, parecía un baño. Ahí nos conocimos, corriendo y luego se formó una gran amistad que aún perdura", acotó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico