Una familia perdió su casa y hay decenas de evacuados

El incendio en el Parque Nacional que comenzó el jueves lleva consumidas más de 1.450 hectáreas. Destruyó la casa de una familia y obligó que muchos pobladores y turistas debieran evacuar los alrededores por seguridad. Cerca de 200 personas y siete medios aéreos combaten el fuego. Autoridades gubernamentales temen que el foco de fuego cambie de dirección y afecte nuevas casas particulares.

La tranquilidad del Parque Nacional Los Alerces se vio jaqueada el jueves cuando se detectó un foco de incendio en la zona de Cañadón del Arroyo Cascada, entre la portada centro y la Villa Futalaufquen, muy próximo a la Ruta 71. La rápida propagación con comportamiento extremo, fue favorecida por los vientos de 35 kilómetros por hora y por las altas temperaturas que se registraron en la Comarca Andina.
El incendió no cedió terreno en ningún momento y determinó que los brigadistas se vieran colapsados. Ante la situación, el Gobierno nacional decidió colaborar con personal y con medios aéreos para combatir las llamas.
Las autoridades gubernamentales provinciales y nacionales mantuvieron ayer la primera reunión para planificar un plan de ataque contra la zona más preocupante, ubicada en cercanías con la localidad de Trevelin.
Con más de 200 personas y 7 medios aéreos (cuatro helicópteros y tres aviones hidrantes) combatiendo el fuego, se logró controlar el sector pero no hacer retroceder las llamas.
También se sumaron brigadistas de los parques nacionales Lanín, Nahuel Huapi y Laguna Blanca, como personal de Trevelin y Esquel.
Al cierre de esta edición, los focos se localizaban en las zonas altas de las montañas más rocosas y de menor vegetación y a su vez, el viento disminuyó en su intensidad, tornándose la visibilidad favorable para el despliegue de las aeronaves.

VISITA DEL GOBERNADOR
Desde que comenzó, las llamas consumieron más de 1450 hectáreas y diez familias, que se encontraban de vacaciones en las cabañas cercanas, fueron evacuadas como medida de precaución.
El panorama de la Comarca Andina estableció que el gobernador Mario Das Neves, reprogramara su agenda para conocer de cerca la magnitud de la catástrofe. Además, el funcionario se reunirá con damnificados del incendio, como la familia Tardón que perdió su casa por las llamas, y con los encargados del operativo de combate del fuego, brigadistas y bomberos.
El Gobierno provincial trabaja en forma conjunta con el Gobierno nacional y la Coordinación de Incendios Forestales de la Administración de Parques Nacionales, Plan Provincial del Manejo del Fuego, Pesca Continental, Policía del Chubut, Gendarmería Nacional, Prefectura Naval Argentina, Defensa Civil y Bomberos Voluntarios.

INCENDIO INTENCIONAL
Una segunda reunión, por parte de las autoridades, se realizó a las 18 y establecieron que seguirán atacando la misma zona que ayer. Los combatientes temen que el pronóstico no sea favorable para su trabajo ya que se esperan que el viento cambie de dirección, lo que generaría que el foco del incendio se mude a un nuevo sector cercano a la zona urbana de Trevelin.
Por ese motivo, se trabaja sobre una medida de contención que permitiría evacuar a todas las personas lo más rápidamente posible.
Asimismo, la policía comenzó a recabar datos para dar con el paradero de los responsables del incendio. Las tareas de investigación continuarán hoy y revisarán las cámaras de todos los edificios cercanos a la entrada de la zona de Cañadón del Arroyo Cascada.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico