Una nena sufrió múltiples heridas luego de ser atacada por un perro en el Stella Maris

Una nena de 8 años permanecía internada en el Hospital Regional luego de haber sido atacada por un perro cuando salía de comprar en un quiosco, en la extensión del barrio Stella Maris. La pequeña tiene lesiones en la cabeza, en uno de los brazos y ya había sido intervenida.

Ayer cerca de las 18.30 personal policial de la Seccional Tercera acudió a un domicilio ubicado en la manzana E del lote 26 en la extensión del barrio Stella Maris para entrevistarse con la madre de Milagros, una niña de 8 años quien minutos antes, cuando salía del quiosco a pocos metros de su casa, fue atacada por el perro de un vecino.

Según pudo averiguar El Patagónico, Milagros, se dirigió al quiosco "Santa Cruz", junto con su hermana, cuando fueron sorprendidas y atacadas por un perro que estaba suelto y deambulaba en ese sector.

El animal se abalanzó sobre Milagros y le produjo mordeduras en diversas partes del rostro y cuerpo, mientras su hermanita indefensa y en estado de shock pedía auxilios a los vecinos y según lo manifestado por la madre "nadie la ayudó".

Fuentes policiales consultadas por este medio expresaron que la pequeña, a raíz del ataque, tuvo lesiones en el cráneo, el pómulo derecho y uno de sus brazos y ya había sido asistida en el Hospital Regional, donde permanecerá en el área de observación por 48 horas.

Su hermana, en tanto, hasta el día de hoy se encontraba en estado de "pánico" por lo que tuvieron que vivir en la tarde de ayer con Milagros.

En las primeras horas de esta mañana, personal del área de la subsecretaría de Fiscalización, se hicieron presentes en el lugar para entrevistarse con la madre de la menor quien radicó la denuncia en la seccional Tercera, dado que el perro- si bien no es de raza-, tiene dueño y el mismo se habría hecho cargo de los gastos médicos de la nena.

Además, por estas horas se evaluaba el destino del can, y se harían los correspondientes estudios para ver si el animal está vacunado y descartar que no tenga rabia.

La madre de la niña explicó que se trata de un perro de "gran porte" y que ya habría atacado en otras oportunidades y "andaba" suelto en el sector.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico