UOCRA y municipios de la zona norte reclamarán obras públicas

Intendentes y otros funcionarios de alto rango de Pico Truncado, Las Heras, Perito Moreno, Puerto Deseado y Caleta Olivia respondieron a la convocatoria de la UOCRA para gestionar de manera conjunta ante autoridades nacionales y provinciales la reactivación de obras que están paralizadas desde hace varios años. Es para resolver el alto índice de desocupación que atenta contra el sostenimiento de la paz social.

Caleta Olivia (agencia)
El encuentro tuvo lugar ayer en el hotel Rivadavia de Pico Truncado y además del intendente de esa localidad, Omar Fernández, concurrieron el de Puerto Deseado, Gustavo González, y el de Perito Moreno, Mauro Casarini, en tanto que el municipio de Caleta Olivia estuvo representado por el secretario de Gobierno, José Luis Lacrouts, y el de Las Heras por el presidente del Concejo Deliberante, Juan Quilodrán.
Frente a ellos se sentaron los referentes del gremio en cada una de esas localidades, liderados por el secretario general de la zona norte, Cristian Salazar.
Previo a las deliberaciones, Salazar dijo a la prensa que es evidente que de manera aislada no se puede encontrar una salida a la crisis laboral, económica y social que se vive en Santa Cruz, de manera particular en la zona norte.
"La UOCRA es un sector que siente sobremanera ese impacto y por ello decidimos llamar a los intendentes para que entre todos nos ayudemos", indicó el dirigente gremial dejando también sentado que en este tipo de reuniones quedaban de lado las banderías políticas de los funcionarios.
Salazar también sostuvo que no es posible que desde hace varios años estén desperdigados en el campo los caños del gasoducto que se había proyectado para Perito Moreno en otras épocas de campaña electoral, o las columnas de cemento destinadas a la nueva red eléctrica que hace tiempo deberían haber llegado a Caleta Olivia.
A esto se le suceden otros problemas, como el caso de los 200 despidos de trabajadores de la UOCRA en yacimientos de YPF a quienes ni siquiera se indemnizó, lo que significa que esa operadora ni siquiera respeta leyes laborales.
Además, ahora surgió el problema del corte de ayudas financieras para más de 1.000 desocupados que otorgaba el gobierno provincial por un monto de 5 mil pesos, "que si bien no es mucha plata les ayudaba para gastos de alimentación de sus familias, o para pagar un alquiler en tanto nuestro gremio sigue manteniendo comedores comunitarios que no tendrían por qué existir si hubiera un programa de trabajo digno".
Es por ello que esperaba que en la mesa de trabajo (que se extendió hasta avanzada la tarde) los funcionarios políticos expusieran sus ideas "para ver qué podemos hacer todos juntos".

POSTURAS
Por su parte, el jefe comunal Gustavo González (FPV-PJ) admitió que es preocupante la desocupación que existe en el ámbito de la construcción, pero estaba esperanzado en que en pocos meses más ese panorama pueda revertirse con la puesta en marcha de la construcción de las represas sobre el rio Santa Cruz y los parques eólicos proyectados para la zona norte.
A su vez el intendente truncadense, Omar Fernández (que responde a Cambiemos), dijo que su localidad no se ve beneficiada con alguna obra que dependa de Provincia y que las que están en marcha se lograron por gestiones que hizo ante autoridades nacionales.
En tanto el intendente de Perito Moreno, Mauro Casarini (FPV- PJ), dijo que evidentemente existe una gran deuda en obras para las comunidades santacruceñas en lo que respecta a gasoductos e interconectado –por citar algunos ejemplos- y por el caso de su localidad "todo lo que hemos logrado en obras se canalizó a través de empresas privadas", entre ellas las vinculadas con la minería.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico