Vecinos preparan "amparos masivos" después de 45 días sin clases

La comunidad de Pico Truncado reclama porque hay más de siete mil chicos que vieron impedido el inicio de clases por los múltiples problemas gremiales que hay en la ciudad santacruceña. Hoy realizan la tercera marcha de padres y alumnos en la antesala a la presentación de amparos judiciales para que se garantice el derecho de niños y adolescentes de recibir educación.

Los chicos de Pico Truncado, este año, sólo asistieron al acto de inicio de clases a los colegios, mientras hay afortunados que fueron tres días a la escuela pero ahora ya corren los 45 días sin que se abran las puertas del colegio. Los afectados son todos los niveles jardines, primaria y secundaria.

Ana, es mamá de un alumno que este año empezaba primer grado, con la ilusión que eso significa para un niño. En diálogo con El Patagónico ésta mamá de Pico Truncado recordó que "el primer conflicto fue con los docentes por un paro que declaró Adosac, luego hubo paros de la CTA, seguido de eso empezó el reclamo de los porteros y hace dos semanas directamente bloquearon el acceso a las escuelas con candados los precarizados de ATE que también se dedican a la limpieza de los establecimiento, eso sumado a los cortes de agua que también afectaron al dictado de clases".

En los 45 días de reclamo, "el intendente Omar Fernández, la única respuesta que le dio a los padres que fuimos al municipio a presentar nota fue que no tenía tiempo de atendernos y que el reclamo se lo tenían que hacer a provincia", relató indignada Ana. Aseguró que ese camino siguieron y enviaron notas al Consejo Provincial de Educación, "además hicimos marchas, incluso pedimos respuestas en Fiscalía, pero no hay, lo único que nos queda hacer es presentar un recurso de amparo para que se garantice la educación de nuestros hijos que es lo que está establecido en la ley 16061 artículo 15".

En la antesala a la presentación del amparo, esta tarde a partir de las 18 horas, se convocó a la tercera marcha de padres en la intersección de Avenida Gregores y Rivadavia, en el centro de la comuna "embanderados solo con banderas argentinas, y guardapolvos bajo la consigna de que queremos clases", indicó Ana sin que ese pedido sea en desmedro del reclamo de cada gremio.

Consultada por las herramientas que tienen los padres para contener a los chicos en el marco de tantos días sin clases, Ana relató que en su caso, bajó de internet actividades para que su hijo aprenda, pero en otros casos, las madres trabajan y los chicos quedan en la calle, o están con una niñera a la que además hay que incrementarle la carga horaria.

"LA LLAVE PARA DESTRABAR EL CONFLICTO LA TIENE EL INTENDENTE"

Los trabajadores "precarizados" de ATE lograron que en las últimas horas consiguieron una apertura al diálogo por parte del Ministerio de Trabajo pero sin definiciones.

"Nos proponen que Educación se haga cargo de nuestros sueldos, a través de un convenio con el municipio de Pico Truncado, pero para cerrar un acuerdo necesitamos que llegue a Río Gallegos el intendente Omar Fernández, él tiene la llave para destrabar el conflicto y hasta el día de hoy no comprometió su presencia en la capital de la provincia, y esto ya se esta demorando mucho", lamento la dirigente.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico