Weretilneck respondió a las críticas: "no hay fundamento para el temor"

El mandatario rionegrino, indicó que a fin de año se definirá el lugar donde será emplazada, actualmente adelantó que hay "siete sitios de evaluación". Además, respondió a las críticas recibidas con experiencias en otros países y aseguró que no hay a que temer.

El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, consideró que "no hay fundamento para el temor" ante el anuncio de la instalación de una central de energía nuclear en la provincia desde 2020. "El Gobierno es el más preocupado en evitar cualquier impacto ambiental", aseguró.

Por el momento, el mandatario confirmó que "hay siete sitios de evaluación" en la vecina provincia y que a partir de que se vayan desechando lugares, se hará una lista corta y se definirá" el sitio de emplazamiento de una central nuclear.

Cabe señalar, que al mandatario lo llevaron en China a que vea 6 centrales nucleares y dos más que se construyen y que son "gemelas" a las que se harán en la Argentina.

Para dar garantías respecto a la protección de los recursos naturales y la salud de la población resaltó que los controles para la construcción y el funcionamiento de la central exceden a la provincia, porque se rigen por normas internacionales que son estrictas.

"Que me digan 'gobernador, este es el miedo que tenemos de un impacto ambiental', pero algo concreto. Si no, discutamos si vamos a seguir teniendo energía eléctrica o no. Si vamos hacer una represa que inunda millones de hectáreas y que corre a la gente que vive a la orilla de los ríos; si prendemos todos los días 20 ó 30 motores, gastamos gas y gasoil, y después nos quejemos por la contaminación del gas y del petróleo... tenemos que ser coherentes en la discusión de todo esto", enfatizó el mandatario en una entrevista con el programa "Palabra de Radio" de General Roca.

Cuando se le preguntó qué le dejará a la provincia un desarrollo de este tipo, el gobernador detalló: "empezando por el final, son 800 trabajadores una vez que la central está en marcha. Trabajadores con un nivel salarial de entre 80 y 100 mil pesos, por lo cual generará una actividad económica importante para la provincia. Imaginen que 800 nuevas familias en un lugar, lo más probable es que genere una nueva ciudad, con la necesidad de escuelas, comercios... además hay que tener en cuenta las necesidades de seguridad de la planta, que también va a generar fuentes de trabajo. Y todo lo que se suma, empresas de limpieza, hotelería..."

Sobre la etapa de construcción, dijo que implicará casi 8.000 millones de dólares en cinco o seis años de inversión y trabajo para 4.000 personas, además del derrame al comercio, industria y empresas de servicios de la provincia.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico