YPF escuchará hoy la firme postura de la Cuenca del Golfo San Jorge

La reunión se desarrollará a partir de las 11 en Buenos Aires, para ello los gremios acataron la conciliación obligatoria y volvieron al trabajo. La cumbre de ayer se desarrolló en Caleta Olivia y contó con la presencia de jefes comunales y dirigentes sindicales: "no vamos a permitir que YPF y otras operadoras sigan bajando puestos de trabajo".

Caleta Olivia (agencia)

El hecho que los gremios petroleros de la Cuenca del Golfo San Jorge hayan levantado a mediodía de ayer la medida de fuerza que paralizó las áreas de explotación de YPF al acatar la conciliación obligatoria, no implica que se haya superado la recesión operativa y laboral por la sistemática bajada de equipos de torre. Es por ello que los dirigentes sindicales, junto a jefes comunales del sureste de Chubut y noreste de Santa Cruz, estarán hoy en Buenos Aires para requerir a los directivos de esa operadora el compromiso de mantener la producción.
La estrategia que se llevará de manera conjunta, fue debatida en una reunión cumbre que se celebró a primera hora de ayer en el edificio del Sindicato de Petroleros Jerárquicos de Caleta Olivia (inicialmente se iba a realizar en Comodoro) de la cual participaron el secretario general de ese gremio, José Llugdar, y sus pares de los gremios de base de Chubut, Jorge Avila, y de Santa Cruz, Claudio Vidal, además de otros referentes de las tres comisiones directivas.
Por los municipios estuvieron presentes los intendentes Carlos Linares (Comodoro Rivadavia), Facundo Prades (Caleta Olivia), Omar Fernández (Pico Truncado) y el comisionado de fomento de Cañadón Seco (Jorge Soloaga). Por razones de fuerza mayor no pudieron acudir los jefes comunales de Las Heras y Sarmiento, aunque los mismos enviaron un funcionario para que los representara.
Luego, en una rueda de prensa, se confirmó que la reunión que se celebrará hoy a las 11 en Buenos Aires con las máximas autoridades de YPF, se logró y coordinó a instancias de una comunicación que estableció el intendente Linares con un ejecutivo de la empresa de alto rango y se prevé que también estén presentes funcionarios del Ministerio de Trabajo de la Nación.
De hecho, este encuentro es clave para el futuro de la actividad petrolera en la región y su directa implicancia en las comunidades que involucra ya que resulta incomprensible que YPF decida bajar equipos de perforación de sus yacimientos en esta cuenca (aproximadamente veinte en cada provincia) cuando el precio internacional del barril de crudo comenzó a subir levemente, instancia que motorizó la medida de fuerza en los yacimientos.
En consecuencia, los dirigentes gremiales y los jefe comunales intuyen que otra vez surge el fantasma de la privatización de la empresa y es por ello que hoy reclamaran a los directivos de la empresa que sean claros sobre el futuro de la misma, al tiempo que defenderán con argumentos sólidos las fuentes laborales y el futuro de sus localidades.

POSTURAS
A la hora de exponer ante la prensa, Vidal dejó en claro que "nosotros acatamos la conciliación obligatoria pero también esperamos que se inicie un proceso de negociación y de compromiso de la operadora que no colabora".
"Ahora esperamos que entienda que los puestos de trabajo son más que necesarios, que no haya más despidos y deje de lado situaciones confusas y de poca seriedad. En consecuencia -afirmó-, si no hay respuestas habrá más movilizaciones y por ello agradezco el apoyo de los representantes de todas las comunidades".
Por su parte, Avila denunció la existencia de "una estrategia para bajar los puestos de trabajo" y, por lo tanto, los gremios no van a permitir que YPF y otras operadoras la sigan aplicando".
Luego, haciendo una comparación futbolística, sostuvo que "mientras nosotros queremos negociar, corren el arco y está visto que a YPF la están vaciando. Dicen que da pérdidas y por eso baja equipos" lo cual le hacía pensar que parece seguir el camino de la privatización o asociarla con otra compañía.
"Esta es una apreciación personal" apuntó, añadiendo que ante cualquier intento de ello los trabajadores estarán atentos porque "al petróleo se lo defiende con la Bandera Nacional".
Finalmente indicó que si bien se acató la conciliación obligatoria, también se le envía un tácito mensaje al gobierno nacional en el sentido de que si en dos semanas no se resuelve la nueva crisis "el poder económico será responsable de la paz social".
"Que quede claro que no estamos discutiendo salarios, sino la preservación de puestos de trabajo y, si nos obligan, iremos por todo porque tener parados 40 equipos no nos deja tranquilos, genera sospechas", afirmó.
Llugdar, en tanto, sostuvo que "queremos dar un mensaje de unidad y asumimos la defensa de la actividad en la zona. Que quede claro que acá no estamos en defensa de un color político sino del sostenimiento de la actividad. De lo que se pueda decir sobre la privatización de YPF recuerdo que cuando se privatizó (en la década del '90) primero convencieron a los dirigentes y luego fueron por el resto y esa película ya la vimos. Por eso es importante que presentemos un mensaje claro de unidad, humildad y compromiso".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico