Aeropuertos presiona al Concejo por el mural de Dolores Morón
Pretende su desafectación como patrimonio cultural de la ciudad debido al costo de su manutención y reemplazarlo por una gigantografía. Se argumenta también que la obra "paraliza la obra" de ampliación.

A través de una nota que ingresó al Concejo Deliberante el jueves 9, Aeropuertos Argentina (AA) 2000 exige “la desafectación” del mural confeccionado por la fallecida artista plástica Dolores Ocampo de Morón del Banco de Datos en el Registro Permanente de Bienes de Valor Patrimonial de la Ciudad. De ese modo, podría disponer de su suerte bajo el argumento de que “resulta inviable su manutención en la actual implantación dado que no lo prevé la arquitectura de la nueva terminal e implicaría un costo no previsto, superior a los 20 millones de pesos, sin contemplar los retrasos en la ejecución de los trabajos”.

Quien firma la nota desde Buenos Aires es el apoderado de AA 2000, arquitecto Marcelo Minoliti, quien también desliza una velada amenaza a los concejales si no aceptan su demanda, recordando que la obra de remodelación del aeropuerto se realiza en un predio que es “de jurisdicción federal”, aunque admite que recurrir al Organismo Regulador del Sistema Nacional de Aeropuertos (ORSNA) acarrearía “dilaciones” en una obra “tan necesaria, esperada y merecida por los habitantes de esa gran ciudad”.

Pero AA 2000 tiene su propia alternativa si finalmente el Concejo acepta su demanda, ya que sostiene que el mural será “resguardado” a través de una “reproducción en gigantografía, colocándola en un lugar de preferencia del aeropuerto permitiendo un lucimiento que nunca obtuvo en la antigua terminal”.

La solicitud de la empresa cayó como un balde de agua fría entre los concejales, sobre todo porque en diciembre el gerente de la empresa, Claudio Costabel, se comprometió ante los integrantes de la Comisión de Patrimonio y Preservación Histórica de Comodoro a preservar el mural pintado en 1990 como símbolo del destino de la Patagonia: levantar vuelo.