Anunciaron la licitación del tren rápido a Mar del Plata

El presidente Néstor Kirchner lanzó ayer la licitación para la concreción del proyecto del "tren de alta velocidad" a Mar del Plata y se mostró satisfecho porque "el salario dobló a la inflación" y por la alentadora perspectiva de una cosecha récord para este año.

Buenos Aires (Télam)
Kirchner habló durante el acto de lanzamiento de la licitación pública internacional, con financiamiento, para la ejecución de las obras de electrificación, obra civil, tendido de vías, señalamiento y comunicaciones, mßs la provisión de material rodante, del proyecto.
«Damos un paso muy importante en la modernización y en la calidad del servicio para la Argentina, y entramos a marcar el rumbo en la recuperación de nuestros trenes», señaló el Presidente.
El Gobierno espera adjudicar la ejecución de la obra el 10 de agosto de este año, para inaugurarla durante el primer semestre de 2009.
Durante la ceremonia Kirchner anunció también la firma del convenio que inaugura el Proceso de Transferencia a la Nación de los servicios ferroviarios concesionados a la provincia de Buenos Aires, que presta la empresa Ferrobaires.
Del acto, que se realizó en la Casa de Gobierno, participaron además el vicepresidente Daniel Scioli; el gobernador bonaerense, Felipe Solá; el secretario de Transporte, Ricardo Jaime; ministros del gabinete nacional y el intendente de General Pueyrredón, Daniel Katz.
Durante la ceremonia, Kirchner se refirió también al buen momento que vive el sector agropecuario y destacó que «se espera que la cosecha sea récord y alcance los 94 millones de toneladas, cuando el récord anterior fue en el año 2004, con 80 millones».
El jefe de Estado elogió a los sectores del campo, al calificar como «muy bueno (el récord), aplaudimos la tarea de los productores».

MEJORAS SALARIALES
En otro tramo de su discurso, el Presidente se mostró satisfecho por el comportamiento del salario «que dobló a la inflación» en 2006 y precisó que esta mejora se dio «en los tres estamentos: salarios formales, salarios informales y salario público».
Kirchner explicó que lo acontecido «es bueno, porque si el salario informal va creciendo, esto es bueno porque se va acercando al del empleo formal y eso va a permitir el blanqueo de los salarios».
A su turno, el gobernador Felipe Solá resaltó la importancia del ferrocarril como instrumento de integración y desarrollo al señalar que «trabajar por los trenes, imaginar a una Argentina integrada por corredores ferroviarios, es pensar en la gente».
El gobernador bonaerense admitió que en la actualidad «tenemos problemas estructurales de rutas muy cargadas por vehículos y camiones de transporte», y agradeció al gobierno nacional que «el ferrocarril vuelva a pertenecer a la Argentina».
Por su parte, el secretario de Transporte, Ricardo Jaime, explicó los alcances del Plan de Desarrollo de Inversiones y resaltó el «compromiso del Presidente, del gobernador Solá y de (el ministro de Planificación, Julio) de Vido de volver a las 126 frecuencias diarias-semanales que tenía el tren a Mar del Plata».
En la actualidad, ese ramal que hasta la privatización concretada en 1992 integró el ex Ferrocarril Roca, sólo tiene vías dobles -una de ida y otra de vuelta- hasta la localidad de Altamirano, en el kilómetro 88, efectuando el resto del recorrido -unos 300 kilómetros- por una única vía.
El nuevo tren desarrollará una velocidad promedio de 250 kilómetros por hora y permitirá unir Buenos Aires con Mar del Plata en un tiempo estimado en algo más de dos horas, porque se estudia establecer por lo menos dos paradas, que en principio serían en Chascomús y Dolores.
El servicio de transporte de pasajeros entre Plaza Constitución y la ciudad de Mar del Plata lo realiza la empresa provincial Ferrobaires aunque se transferirá a la Nación a partir del convenio firmado entre Nación y Provincia.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico