Arzani empezó a aplicar el ajuste en Chubut

Empleados del Ministerio de Ambiente presentaron una nota al titular del mismo, Eduardo Arzani, para repudiar la baja de contratos. Aseguran que los montos que percibían eran bajos y no tienen ningún efecto en las arcas provinciales. Exigen que se revea la decisión.

Los recortes ya comenzaron en algunas carteras del Estado Provincial. Uno de los que comenzó a dejar sin efecto contratos de servicios fue el ministro de Ambiente, Eduardo Arzani, generando indignación de los empleados.

Esta medida forma parte de las políticas que quiere instrumentar el gobernador Mariano Arcioni para bajar en forma significativa el nivel de gastos, fundamentalmente porque la recaudación mensual no llega a cubrir ni siquiera la masa salarial de la Administración Pública.

“Como personal de este Ministerio, nos pronunciamos en descontento por la aplicación de las medidas que han sido tomadas desde Gobierno en su generalidad y poniendo énfasis en lo que respecta a la baja de los contratos, aún a sabiendas que es de aplicación en todos los organismos”, sostiene la nota que le enviaron al ministro.

Aseguran que en el caso del Ministerio de Ambiente y Control de Desarrollo de Sustentable, “el personal contratado se encontraba en actividad realizando tareas de suma importancia, dejando en algunos casos un espacio vacío, como por ejemplo en el área de soporte técnico, tareas administrativas y hasta de un inspector técnico en la delegación de la ciudad de Puerto Madryn”.

La medida de dejar sin efecto una serie de contrataciones causó malestar en el Ministerio de Ambiente –según El Chubut-, principalmente porque “los montos que eran percibidos por cada uno de los contratos de servicios no nos parecen significativos para enfrentar la crisis que la Provincia estaría sufriendo, debiendo optar por recortes en otros niveles mayores y no de los trabajadores que dependen de los mismos para su subsistencia y la de su familia”.

Frente a esta problemática, los empleados le exigieron a Arzani que “la situación pueda ser revertida, más aun considerando que en dicho organismo cada uno de sus agentes cumplen una función primordial”.

POLICIAS CON MEDIDAS

En tanto, el titular del Consejo de Bienestar Policial (CSP) de Chubut manifestó que en caso de no percibir los haberes del mes de diciembre del año pasado antes del sábado podría haber algún tipo de medida, aunque descartó la posibilidad de retener los servicios.

En base a la demora en el pago de sueldos y el incumplimiento de cláusulas gatillo por parte del Gobierno provincial, Juan García, integrante del Consejo de Bienestar Policial de Chubut, explicó en Cadena Tiempo que confían en cobrar los sueldos este fin de semana: “Se calcula que se va a pagar el 18 de enero, según lo que dijo el gobernador”.

Pero, a su vez, mencionó que “si no es así, podría haber algún tipo de medida, pero no retención de servicios”.

Vale destacar que el 90 por ciento de la policía cobra en el primer rango (hasta 40 mil pesos). Además de los sueldos adeudados, los policías de la provincia todavía no han percibido dos cuotas de la cláusula gatillo.

En cuanto al desfasaje que se produce entre aumento de haberes y la pérdida de valor de la moneda local, el integrante del Consejo de Bienestar Policial subrayó que “si bien el incremento en los salarios en los últimos dos años fue muy bueno, no obstante, llevamos un atraso muy grande con respecto a la inflación del país”.

García se suma así al representante de Comodoro en el CSP, Cristian Montesinos, quien la semana pasada dijo que “nosotros siempre hemos sido cautos en el tema de la retención de servicio; entendemos que esto llevaría a un mal mayor pero sí podemos participar de las movilizaciones que se hagan y podemos apostarnos también frente al Hospital Regional exigiendo mejoras. A la hora de plantarse y reclamar, creemos que no hay que encapucharse ni hacer ninguna contravención; hay que salir y reclamar lo que es justo”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico