Asesinaron a otro policía y atacaron una mezquita

Un día después del atentado contra Charlie Hebdo, se registró un tiroteo horas atrás al sur de París que dejó un oficial muerto y luego explotó un comercio frente a una mezquita. El país, en alerta máxima.

Francia vive un estado de alerta máxima. Luego de la masacre de Charlie Hebdo que dejó un saldo de doce muertos en el día de ayer, se produjo un tiroteo esta madrugada al sur de París que dejó a un policía muerto y otro herido. Poco después, una explosión fue registrada esta mañana frente a una mezquita en Villefranche-sur-Saone, al este francés.

La policía se encuentra investigando el tiroteo ocurrido en el sur del país durante la madrugada que dejó una oficial de policía muerta y podría estar vinculado con el ataque registrado ayer en la redacción del semanario Charli Hebdo. El atacante se dio a la fuga luego de disparar contra los dos agentes.

La explosión, en tanto, se produjo en un comercio "kebab" que se encuentra en frente al establecimiento religioso y hasta ahora no se registraron heridos, según informaron fuentes oficiales a la agencia de noticias local AFP. "Se trata de un hecho criminal", trascendió desde la agencia internacional. Por el momento, se sabe que fueron cuatro granadas que fueron arrojados contra el patio del lugar.

Los dos hechos, menos de 24 después de que un grupo comando asaltará la redacción de Charlie Hebdo y perpetrara una brutal masacre, enrarecen el clima aún más en el país.

Las autoridades se encuentran investigando ambos incidentes, en particular, la explosión frente a la mezquita que podría tratarse de una represalía de algún sector contra la comunidad islámica. 

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico