Ataque de D’Elía al jefe de Gabinete: “es un lamebotas de Estados Unidos”

El jefe de Gabinete, Sergio Massa, recibió ayer el mayor ataque frontal procedente del propio kirchnerismo desde que llegó a ese cargo en julio pasado, cuando el dirigente social oficialista Luis D’Elía lo acusó de “lamerle las botas a Estados Unidos” a raíz de declaraciones que hizo sobre el conflicto en Oriente Medio.

Buenos Aires (C)
El ex funcionario kirchnerista y titular de la Federación de Tierra y Vivienda, que generalmente actúa como vocero oficioso del ex presidente Néstor Kirchner, salió así en defensa de la directora del Inadi (Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo), María José Lubertino, frente a las críticas que recibió de Massa en torno a un supuesto antisemitismo creciente por protestas de organizaciones de izquierda contra la invasión de Israel a Gaza.
El miércoles, el jefe de Gabinete desautorizó a la titular del INADI al calificar de “poco feliz y desafortunada” su declaración de que “Israel violó derechos internacionales (al invadir Gaza), y por eso este conflicto se le vino encima”. Además, condenó escraches que esta semana hicieron contra el empresario de origen judío Eduardo Elsztain (grupo Irsa) y la Amia, organizaciones de izquierda encabezadas por Corriente Socialista. 
“No es una actitud que le hayan indicado ni Cristina ni Kirchner”, dijo D’Elía en declaraciones periodísticas sobre el pronunciamiento del jefe de Gabinete. Y agregó: “La verdad es que esta actitud de Sergio, de lamerle las botas siempre a Estados Unidos, Inglaterra e Israel; esta preocupación de quedar siempre bien con el Norte, lo hace cometer este tipo de tonterías”.
La expresión “lamebotas” es la misma que utilizó Fidel Castro contra el entonces presidente Fernando De la Rúa después de que su gobierno modificó el voto histórico de Argentina al apoyar una condena a Cuba en la Comisión de Derechos Humanos de la ONU (Organización de las Naciones Unidas).
Masa eludió entrar en polémica con D’Elía, pero uno de sus colaboradores calificó de “descerebrado” al dirigente kirchnerista por el “agravio”; desechó que responda a  alguna disputa interna y negó que haya salido a cruzarlo por orden del ex presidente Kirchner. Trascendió además de otras fuentes gubernamentales que, al enterarse de los dichos de D’Elía, el comentario de la presidente Cristina Fernández habría sido: “Qué locura”.
No obstante la descalificación de “lamebotas”, D’Elía dijo que es “buena” su relación con Massa, que “me parece un muy buen pibe”, pero que “cualquiera, como yo también, es pasible de cometer errores políticos”.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico