Aumentó la cantidad de infracciones graves de tránsito en los últimos cuatro años en Comodoro

En 2014 se efectuaron más de 24 mil multas por infracciones de tránsito. Estacionamiento indebido y falta de la tarjeta de Estacionamiento Medido fueron las que más se registraron, alcanzando un total de 13.699 infracciones. Además se cometieron 3.453 multas por conducir con alcohol en sangre, a exceso de velocidad, realizar maniobras peligrosas, pasar semáforos en rojo y conducir hablando por celular, con un aumento del 150,5 por ciento en cuatro años.

 “En Comodoro Rivadavia se conduce mal”. Así lo afirman los expertos en tránsito y lo ratifican las estadísticas. Sólo en 2014, la ciudad registró 1.605 accidentes, con 189 heridos y 15 víctimas fatales; en más de la mitad de los casos donde fallecieron personas se detectó que alguno de los conductores había ingerido alcohol. De esta forma, el promedio indica que hubo cuatro accidentes por día.

Las velocidades excesivas, el consumo de alcohol, la falta de respeto a las señales de tránsito y, principalmente, la falta de concientización y prevención son las principales causantes de estos fríos números que destruyeron por lo menos 15 familias.

Así también lo ratifican las estadísticas de la subsecretaría de Control Operativo de la Municipalidad, que indican que durante 2014 el Departamento de Tránsito, Policía, Transporte, Gendarmería y la Secretaría de Seguridad labraron 3.453 multas por infracciones graves. Es decir: conducir con alcohol en sangre, a exceso de velocidad, realizar maniobras peligrosas, pasar semáforos en rojo y conducir hablando por celular.

El total representa un aumento del 30,2 por ciento en comparación con 2013, cuando se registraron 2.651 multas de este tipo, y de un 150,5 por ciento a comparación con 2011 cuando fueron 1.378 multas. Esto marca un ascenso de este tipo de infracciones, quizás también por un mayor control a comparación de los años anteriores, producto de la política implementada en la actual gestión de Gobierno.

LAS MULTAS QUE MAS SUBIERON

Según los datos a los que pudo acceder Diario Patagónico, durante ese periodo (2011-2014) las multas que más aumentaron dentro de las consideradas graves, fueron por maniobras peligrosas que se superaron en un 302,40% con 837 multas durante el último año.

La segunda infracción más detectada fue por conducir hablando por celular, que llegó a las 802 infracciones representando un ascenso del 245,69% en cuatro años. Mientras que la tercera violación que más creció -y quizás la más peligrosa-, fue la de paso de semáforos en rojo, que alcanzó un total de 1.240 multas.

Este número representa un crecimiento del 203,92% por ciento de las infracciones labradas por este tipo de accionar en relación a 2011, cuando se realizaron 408 multas, mientras que en 2012 fueron 765 y en 2013 ascendieron a 981 actas.

Diferente es el caso en las alcoholemias. El índice mantiene una estabilidad desde 2011 cuando alcanzó las 506 multas. En los años siguientes se produjo un aumento a 688 en 2012; 650, en 2013; y 543, en 2014; representando el 2,7 del total de infracciones registradas en el último año. Mientras que el exceso de velocidad no suele registrar altos índices: en 2011 hubo 24 infracciones; un año después 94, en 2013 disminuyó a 39 y el último año fueron 31.

Sobre este último punto, la falta de una pistola para medir la velocidad es el principal obstáculo al momento de realizar este tipo de actas, según explicó Luis Mendoza, jefe del Departamento de Tránsito. “Se están haciendo multas por exceso de velocidad, pero no de la manera que nosotros queremos que es tener la pistola de velocidad. Trabajamos en función de eso, es el arma que necesitamos. Ahora lo hacemos a partir de la experiencia pero no es lo correcto desde el punto de vista técnico”, explicó.

“De todas formas consideramos que la gente debería tener más conciencia. Tenemos muchos giros a la izquierda sobre la ruta, semáforo en rojo. Si todos nos respetáramos un poco sería más fácil, sólo con la velocidad mínima y el cruce del peatón en las esquinas. Pero si no nos respetamos entre nosotros es muy difícil que las cosas salgan bien”, agregó quien es inspector desde hace 23 años.

MAS EN EL CENTRO

Los datos a los que accedió este medio indican que en los últimos cuatro años se realizaron 93.884 multas. Sólo en 2014 se labraron un total de 24.961, un 2,53 por ciento más en comparación de 2013, y un 18,89 por ciento arriba en relación a 2011.

La mayoría de las actas fueron realizadas en el centro y por inspectores de tránsito, tendencia que se mantiene todos los años. Para poder ver esta relación basta mencionar que en enero de 2015, el Juzgado de Faltas 1 registró 547 actas, y del total 439 fueron confeccionadas por Tránsito y Transporte, 47 por personal Policial y 61 por Gendarmería.

Del total de multas labradas durante 2014, la más sancionada fue por estacionamiento indebido con 7.878 infracciones, luego por falta de tarjeta horaria con 5.821 y en tercer lugar, las actas a motociclistas que ascendieron a 4.478.

En los dos primeros ítems se mantuvo la tendencia de los últimos cuatro años, mientras que en las multas a motoristas se registró un aumento del 230,72 por ciento.

De esta forma, se puede observar que las principales infracciones se vinculan al incumplimiento de las normas y no al trabajo preventivo de accidentes. Esto se da principalmente por falta de herramientas, ya que la ciudad no cuenta con pistola de velocidad, ni radares y tiene un solo alcoholímetro bajo la custodia de la División de Transporte, el cual es utilizado en operativos o accidentes.

Desde el Departamento de Tránsito -cuenta con un plantel de 70 inspectores divididos en cuatro turnos de seis horas- aceptan que se necesita más equipamiento y personal.

Sin embargo, no dejan de mencionar el fuerte apoyo que reciben por parte de la actual gestión municipal que incrementó el parque vehicular, los equipos de comunicaciones y la incorporación de personal. A esto se podría sumar la habilitación de una base en zona norte, lo cual es posible que se concrete en este 2015, ya que se realizaron reuniones y se avanzó en el tema, esperando que esto impacte en la detección de infracciones como un método de prevención para disminuir accidentes y muertes.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico