Barras de Boca integraban una narcobanda

Seis hombres, entre ellos algunos barrabravas de Boca Juniors y empleados municipales, fueron detenidos con casi 50 kilos de marihuana, 10 de cocaína y un arsenal que incluía una ametralladora.

El operativo, bautizado “Camarón” por la forma en la que los narcos se referían a la droga en las intervenciones telefónicas, fue realizado por efectivos de la División Operaciones Federales de la Superintendencia de Drogas Peligrosas de la Policía Federal Argentina (PFA) en una serie de nueve allanamientos en el partido de San Miguel y en tres localidades de Malvinas Argentinas: Grand Bourg, Villa de Mayo e Ingeniero Adolfo Sourdeaux.

La ministra de Seguridad de la Nación, Sabina Frederic, aseguró esta mañana en una conferencia de prensa realizada en el Departamento Central de la PFA que "se consiguió desbaratar un eslabón intermedio de una cadena de tráfico de drogas en el Gran Buenos Aires”.

“Esta Operación Camarón es una más de varias que, durante nuestra gestión, vienen marcando el trabajo sobre el cual nosotros hacemos hincapié y que hemos indicado y orientado a las Fuerzas Federales de Seguridad: la investigación criminal”.

En los procedimientos, los policías detuvieron a seis imputados, la mayoría de ellos "segundas líneas de la barra brava de Boca Juniors y empleados municipales", reveló a Télam un vocero policial.

Los pesquisas se incautaron de 64 ladrillos de marihuana con un peso aproximado de 47 kilos; nueve ladrillos de cocaína con un peso de 10 kilos -cinco de ellos empaquetados con el logo del club español Barcelona- y más de 1.100 dosis de la misma droga, listas para su comercialización.

Pero, además, fue secuestrado un arsenal que incluía una ametralladora, una granada de gas, seis pistolas, tres revólveres, municiones de varios calibres y un silenciador.

También los efectivos hallaron cinco vehículos, dos esposas, una máquina de contar billetes, dos balanzas de precisión, 11.255 dólares y 1.675.510 pesos en efectivo, 15 teléfonos celulares, una notebook y tres pendrives, entre otros elementos de interés para la causa.

La investigación surgió a raíz de un procedimiento realizado por la Policía de la Provincia de Buenos Aires en 2018, cuando se logró el secuestro de gran cantidad de marihuana en el interior de una camioneta.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico