Buscan recapturar a un preso que se fugó en Trelew

Se trata de Matías Currumán, de unos 30 años que se encontraba cumpliendo condena por un robo agravado y en los últimos tiempos venía saliendo de la prisión, pero monitoreado con un rastreador y una pulsera electrónica.

Salía de la cárcel diariamente con un permiso que lo habilitaba a estar afuera de ocho de la mañana a nueve de la noche y este viernes no regresó, antes se desprendió de la pulsera y del rastreador que fueron hallados por la policía entre unos yuyales, en un baldío cercano al centro de promoción social del cual escapó.

La fuga, según Radio 3, fue momentos antes de las 17 en la calle Padilla al 400 del barrio Planta de Gas, en la zona este de Trelew y el prófugo fue identificado como Matías Currumán, un hombre de unos 30 años que se encontraba cumpliendo condena por un robo agravado, aunque en los últimos tiempos venía saliendo de la prisión, pero monitoreado con un rastreador y una pulsera electrónica.

Este viernes, a quienes debían controlarlo les llamó la atención que esos aparatos marcaran siempre un mismo sector y durante mucho tiempo, por lo que mandaron un patrullero a corroborar si el preso se encontraba en el centro de promoción social del barrio Planta Gas y ni bien llegó el personal constató que Currumán no estaba.

Le preguntaron al encargado y este les habría manifestado que hacía media hora se había retirado. Al rato, hallaron en un baldío cercano, entre la maleza, la pulsera y el rastreador que el recluso se había sacado.

Ahora buscan recapturarlo y en la Justicia le abrirán una causa por los delitos de daño y desobediencia.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico