Cayó Dumbo: lo detuvieron en Perú

El nacotraficante fue detenido tras una investigación de la PFA junto a las policías de Uruguay y Perú. Estaba prófugo desde hace más de un año.

Raúl Martín Maylli Rivera, el capo narco del barrio Mugica de Villa Lugano que estuvo prófugo desde el mes de mayo de 2021, fue detenido en las últimas horas en Lima, Perú, tras un operativo que incluyó a fuerzas peruanas y a la PFA.

El hombre que sembró el terror en la 1-11-14 estaba prófugo desde hace meses y el Gobierno había ofrecido una recompensa de cinco millones de pesos para su captura.

El arresto de "Dumbo" se realizó esta mañana, pasadas las 6, en el parque San Silvestre, del distrito San Juan de Lurigancho, en Lima. Según la información a la que accedió minutouno.com, el narco tenía en su poder un DNI boliviano y fue capturado tras el seguimiento de dos personas de su entorno que viajaban a Perú vía Uruguay.

Entre ellas estaba Jonatan Camelino, alias Oso. El secuaz de Dumbo viajó por Buquebus a Colonia. Luego se tomó un avión de LATAM que hacía la ruta Montevideo-Lima, con escala en Aeroparque. En el avión iba un agente de la PFA de incógnito.

Al aterrizar en Lima, el investigador argentino reconoce a una pareja que recoge a Camelino en Lima como personas de confianza de Dumbo cuando estaba en Argentina.

En la investigación para encontrarlo intervinieron el Juzgado Federal N°11 de Julián Ercolini, la Fiscalía Antidrogas N°1 del Calleo en Perú, la División Operaciones Metropolitana Oeste de la Policía Federal a cargo de Ronald Achahui Córdova, el Departamento de Búsqueda de la Dirección Antidrogas de la Policía del Perú, además de la Dirección Antidrogas de la policía uruguaya, que aportó información.

La causa en contra del capo y su organización está en manos de la PROCUNAR, el área de la Procuración dedicada a investigar delitos de narcotráfico con el fiscal federal Diego Iglesias.

Dumbo, el narco que sorteó casi cien operativos

Raúl Martín Maylli Rivera era uno de los criminales más buscados del país. Por este capo narco de origen peruano y escurridizo como pocos, el Ministerio de Seguridad de la Nación ofrece la recompensa más alta: 5 millones de pesos.

Su nombre salió a la luz a mediados de mayo del 2021, cuando se registraron balaceras protagonizadas por bandas dedicadas al narcomenudeo en el barrio Padre Mugica, lo que derivó en un reclamo de seguridad por parte de los vecinos e importantes procedimientos policiales en los que se logró desbaratar parte de la organización delictiva.

Dumbo–como se lo conoce– se encuentraba oficialmente prófugo desde mayo del año pasado, cuando protagonizó una sangrienta batalla a tiros en el Barrio Padre Mugica de Villa Lugano. En todos estos meses, la Justicia ordenó al menos 97 allanamientos, pero el jefe de la cocaína de Villa Lugano logró escabullirse con llamativa facilidad.

El miércoles 2 de febrero cumplió 41 años y lo celebró en la clandestinidad. Los investigadores descuentan que Dumbo no solo recibía información clasificada, sino que además conservaba una estructura que evidentemente lo protegía. Y eso que sus principales laderos tachan los días que llevan detenidos en distintas cárceles federales.

Desde que su nombre rompió con la barrera del anonimato, varios de sus laderos terminaron tras las rejas. La primera gran redada policial contra la banda dejó en evidencia la cobertura con la que cuenta: cuando la jueza porteña Natalia Ohman dio la orden de allanar 44 domicilios, en mayo del año pasado, los principales objetivos ya habían sido vaciados. Dumbo y su gente se adelantaron –probablemente con algo de información– y lograron escapar.

Un mes después unos 500 efectivos de la Policía Federal Argentina (PFA) regresaron al Barrio Padre Mugica. En este caso, los procedimientos fueron dispuestos por el juez federal Julián Ercolini.

El magistrado ordenó 39 allanamientos, muchos de ellos en la denominada Platea 11 y en el sector 4 del lindero Barrio Bermejo. Buscaban a 17 personas, pero apenas fueron detenidos seis presuntos miembros de la organización, aunque el hombre más buscado –nuevamente– logró escapar sin mayores dificultades.

Maylli Rivera desapareció del mapa, aunque sus hombres más cercanos comenzaron a caer. El 26 de mayo fue apresado Arturo Andia Ormeño (32), alias “Sonrisas”, su mano derecha. Lo arrestaron en una vivienda de la Avenida Perito Moreno al 300, en la villa 1-11-14, y desde entonces permanece detenido.

El viernes 10 de septiembre cayó Julio Antonio Dávila Ríos, conocido bajo el apodo de “Gorgori”. Según las fuentes, Dávila era otro de los principales laderos de Dumbo y al momento de su detención era quien ocupaba “la jerarquía más elevada del grupo criminal”.

Dumbo “trabajó” para la organización de Marcos, quien actualmente cumple una condena a 24 años de prisión. Es el que maneja a los vendedores y a los satélites en la zona de Villa Lugano, especialmente en Bermejo y Mugica.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico