Chile ya no pide seguro de salud a quienes ingresen a su territorio

La medida rige desde el jueves. Solo se mantienen los requisitos de completar una declaración juradas y la validación de vacunas contra el COVID-19.

Los criterios sanitarios que aplican los países en sus fronteras desde que inició la pandemia de coronavirus fueron modificándose, conforme la cantidad de contagios y muertes disminuyeron. Sobre todo, por la efectividad de las estrategias de vacunación adoptadas. Este es el caso de Chile que informó en las últimas horas la flexibilización de ciertos requerimientos para ingresar al territorio.

Según la resolución emitida por la Subsecretaría de Salud Pública, dependiente del Ministerio de Salud de Chile los “extranjeros no residentes” podrán arribar a suelo chileno sin la exigencia de un seguro médico por COVID-19.

El documento expresa: “a partir de la capacidad de la Red Asistencial de Salud, el contexto sanitario y el principio de reciprocidad que aplica en las relaciones internacionales, se ha estimado oportuno prescindir de la obligatoriedad del seguro médico para el ingreso de extranjeros”.

A pesar de la flexibilización, las autoridades chilenas siguen recomendando la contratación del seguro médico. Su exigencia había generado polémica dado lo costoso del servicio, que debía ofrecer una cobertura superior a los 30.000 dólares.

Los requisitos que se mantienen en las fronteras chilenas para quienes ingresen a su territorio es completar una declaración jurada con datos sanitarios y validar previamente la documentación que acredite haberse aplicado al menos tres dosis de alguna vacuna contra el COVID-19. Asimismo, se mantendrán los testeos PCR aleatorios.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico