Comodoro reunió durante dos días a portugueses de toda la Argentina

El encuentro organizado por la Asociación Portuguesa de Comodoro Rivadavia culminó ayer con un balance satisfactorio. La secretaria adjunta de Estado de la Comunidad Portuguesa, Carolina De Almeida, sostuvo: “las comunidades portuguesas de Argentina están muy bien organizadas”.

El XIV Encuentro de Comunidades Portuguesas de Argentina realizado en Comodoro Rivadavia, culminó en la mañana de ayer con la colocación de una placa en el monumento de esa colectividad en la avenida Portugal. El sábado se había realizado la noche de gala en el Club Huergo, donde Jaqueline Frade, de Buenos Aires, resultó electa reina del encuentro nacional. 
La presidenta de la Asociación Portuguesa de Comodoro Rivadavia, María Amado, al trazar un racconto del encuentro realizado en la ciudad para afianzar los lazos culturales de esa colectividad en el país, destacó que tuvo la participación del 130 delegados de diferentes asociaciones y clubes portugueses de toda la Argentina.
“El objetivo del encuentro fue realizar una síntesis de lo hecho en el año y diagramar nuevas actividades para difundir la cultura, la tradición y la historia de Portugal. Para mantener vivas nuestras raíces lusitanas”, afirmó en diálogo con Diario Patagónico.
Amado sostuvo que de esta manera “los descendientes podrán entender que el patrimonio que tiene cada institución es el logro de nuestros anteriores inmigrantes que lucharon para mantener, en la Argentina que eligieron, una vida digna, mantener vivas las raíces de la patria madre”.
En el descubrimiento de la placa, durante el acto de la mañana de ayer, estuvieron presentes el secretario municipal de Gobierno, Ricardo Gaitán, el secretario municipal de Obras Públicas, Abel Boyero y autoridades de la comunidad portuguesa.

ESPERANZAS SUPERADAS
A su turno el consejero de las comunidades Antonio Antunes Canas se dirigió a los presentes destacando que a lo largo de los catorce encuentros nacionales, que se desarrollan año a año, había “sueños, expectativas y esperanzas que fueron superadas”.
Comentó que el acto de ayer, de descubrimiento de una placa, bien podría responder a una práctica que los portugueses desarrollaban en 1.400 “cuando Portugal le comenzó a dar mundos al mundo. Los portugueses utilizaron monumentos monolíticos que llevaban en los barcos cuando salían y que al lugar que llegaban los colocaban, con el escudo del reino de Portugal, para decir aquí estuvimos”.
Mientras, la secretaria adjunta de Estado de la Comunidad Portuguesa, Carolina De Almeida sostuvo: “las comunidades portuguesas de Argentina están muy bien organizadas. Los temas que fueron discutidos son los que afligen hoy a las comunidades, como la inmigración argentina”.      
Entre los presentes el presidente del Club Portugués de José C. Paz, Lucio Cardozo, destacó la organización  del encuentro nacional y reconoció el trabajo que se ha hecho en Comodoro con sacrificio.
En tanto, el vicepresidente del Centro Patria Portuguesa de Buenos Aires, Dulio Moreno consideró el encuentro como “un renacimiento” y que Comodoro siempre marca historia.
Al presidente del Club Portugués de la Ciudad de Buenos Aires, Aníbal Pires lo sorprendió que en Comodoro se “sigan manteniendo las costumbres de nuestra tierra”.
Confesó: “después de tantos años todavía lloro. De haber venido de muy chiquito lloro por lo que dejé y a veces lloro porque me encuentro con esos recuerdos en los clubes con gente que tiene mi misma condición de inmigrante. Ser inmigrante es aprender a llorar de día, sin que le caiga una lágrima, y verterlas todas cuando se apoya la cabeza sobre la almohada, porque es cuando te vienen todos los recuerdos”, sentenció.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico