Conciliación obligatoria por el conflicto en los supermercados

El monto del bono navideño fue el motivo del conflicto y por eso los empleados lanzaron un paro desde este miércoles. Ayer se dictó la conciliación obligatoria y este viernes la actividad en las cadenas de supermercados es normal. El próximo 29 de diciembre habrá una nueva audiencia entre las partes.

Días atrás, desde el Sindicato de Empleados de Comercio de Comodoro Rivadavia, describieron que luego de tres audiencias (en la sede de Secretaría de Trabajo) y de la negativa de las empresas para otorgar el monto del bono exigido, el miércoles comenzaron con medidas de fuerza que se extenderían jueves y viernes 24 de diciembre, inclusive.

En tanto que en las últimas horas el Ministerio de Trabajo de la Nación dictó la conciliación obligatoria, y ayer sobre las 20, desde el Centro de Empleados de Comercio se acató la misma.

Matías Silva, dirigente del Centro de Empleados de Comercio (CEC), habló con El Patagónico y aseguró: “nos llama poderosamente la atención que la haya dictado el Ministerio de Trabajo de Nación, porque no es un conflicto nacional, sino regional, local. Todavía no podemos saber por qué se inmiscuye en un conflicto de esta naturaleza. Es una vergüenza”.

De esta manera, este viernes la actividad en las tres cadenas de supermercado, en Comodoro Rivadavia es normal. Y el próximo 29 de diciembre habrá una nueva audiencia- vía zoom- entre las partes.

“Veremos qué es lo que sucede” dijo Silva, en torno a lo que sucederá el próximo miércoles.

EL DESCARGO DE UNA DE LAS EMPRESAS

Desde una de las cadenas de supermercados involucradas (Walmart), en las últimas horas, emitieron un comunicado en torno al conflicto.

“Desde la tarde del día de ayer, nuestras dos tiendas en Comodoro Rivadavia permanecen tomadas por un grupo de manifestantes que refiere pertenecer Sindicato de Empleados de Comercio de Comodoro Rivadavia” describieron en un primer momento.

“Al bloqueo de acceso de clientes, del que veníamos siendo víctimas en los últimos 11 días, hoy nuestro personal fue impedido de ingresar al local; situación que perjudica gravemente no solo nuestra actividad, sino también la de pequeños comerciantes que cuentan con locales dentro de cada una de nuestras tiendas, así como la libertad de nuestros clientes de poder realizar sus compras en su lugar de preferencia, poniendo -innecesariamente- en riesgo el abastecimiento de la Ciudad en un contexto de alta sensibilidad social y epidemiológica” continuó.

“Tras haber formalizado el pedido de conciliación obligatoria, el día mismo del inicio del conflicto (11 de diciembre), no hemos tenido respuesta de los diversos organismos competentes: solo se nos citó a distintas audiencias sin que se dictaran medidas de protección alguna (aun cuando los portones de ingreso permanecen bloqueados, la sucursal tomada, los pequeños comerciantes sin poder disponer de sus locales ni vender en estas Fiestas y nuestros clientes sin la libertad de elegir dónde hacer sus compras).

Aun así, durante los últimos días -y pese al daño y las agresiones sufridas- hemos sido respetuosos de los tiempos, los interlocutores y los procesos implicados, en búsqueda de una solución. Sin embargo, habiendo agotado todas las instancia -y frente a la falta de respuesta de los organismos competentes- en la mañana de hoy estamos dando inicio a una acción de amparo para que se garantice de manera plena, total e incondicionada la libertad de trabajo y ejercicio de la actividad, así como el derecho de propiedad sobre el local comercial.

Por lo demás, como compañía, lamentamos los inconvenientes que esta situación le pueda ocasionar a todos nuestros clientes en la Ciudad; sobre todo, en un momento como este. Nuestras tiendas ofrecen productos en acuerdo con el Gobierno Nacional y municipal que pueden implicar una compra hasta un 35% más barata en relación a otros canales de distribución, y sabemos que muchos de ellos contaban con esta opción para poder hacer frente a sus compras de fin de año. Sin embargo, estamos convencidos que las acciones directas de las que venimos siendo víctimas se encuentran desprovistas de toda causa, desafían toda razonabilidad y dañan la actividad comercial. Confiamos en que la Justicia sabrá reparar esta situación” concluyeron desde Walmart.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico