Cristina ya está en Comodoro Py para declarar en la causa por los cuadernos
La senadora pidió a la militancia de Unidad Ciudadana que no haya movilizaciones en su apoyo frente a los tribunales, a través de un mensaje en sus redes sociales.

La expresidenta Cristina Fernández de Kirchner se presentó a declarar por la causa de los cuadernos sobre las supuestas coimas en la obra pública y pidió a la militancia de Unidad Ciudadana que no haya movilizaciones en su apoyo frente a los tribunales de Comodoro Py.

La senadora ingresó acompañada con el referente de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP) Juan Grabois y con el exembajador en el Vaticano Eduardo Valdez.

La exmandataria fue citada a declarar este lunes por el juez federal Claudio Bonadio, ante quien se prevé que presente un escrito, a raíz de su posible vínculo en la presunta trama de corrupción que se investiga.

Es en el marco del caso que se inició a partir de los escritos de Oscar Centeno, ex chofer de Roberto Baratta, número dos del Ministerio de Planificación durante la gestión kirchnerista.

"Mañana lunes voy a presentarme en Comodoro Py, como lo hice ante cada requerimiento judicial. A lxs comparxs (sic) que querían movilizarse para acompañarme, les pido por favor que no lo hagan", expresó la expresidenta a través de su cuenta oficial de Twitter.

De acuerdo con los cuadernos de Centeno, Baratta recogía las coimas de diferentes empresarios para luego entregar el dinero en el departamento que compartían Néstor y Cristina en el barrio porteño de Recoleta, en la Quinta de Olivos o en Jefatura de Gabinete.

En la red social, la exjefa de Estado cuestionó la "verdadera catástrofe económica y social" que a su juicio está llevando adelante "el gobierno de Mauricio Macri".

"Pongamos todos nuestro esfuerzo y energía en acompañar y ayudar a aquellxs (sic) que la están pasando muy, pero muy mal", agregó en otro mensaje de Twitter.

En paralelo a la indagatoria, el juez Bonadio envió un pedido al Congreso para que habiliten allanamientos en los domicilios de Cristina Fernández de Kirchner, actual senadora nacional, por esta misma causa.