Desbarataron una banda que vendía títulos truchos

Los allanamientos se realizaron en el partido bonaerense de Tres de Febrero. Se pudo determinar que los títulos secundarios y universitarios se ofrecían por internet. Ahora, los investigadores buscan a quienes los hayan comprado. Hay detenidos y un menor de edad involucrado en la logística.

La Policía de la Ciudad de Buenos Aires detuvo a los cerebros de una red dedicada a la falsificación y venta de títulos secundarios y universitarios que vendían entre 9 y 15 mil pesos.

Se trata de una organización delictiva descubierta en la localidad de Ciudadela, en el partido de Tres de Febrero. Además de los dos detenidos, quedaron otras cinco personas que estaban trabajando en los lugares allanados, entre los que se encontraría un menor de edad, vinculados a la causa.

La captura su concretó luego que personal de la División Delitos Informáticos Complejos de la Policía de la Ciudad identificó en una plataforma de Internet, a un usuario que ofrecía a la venta títulos secundarios y universitarios.

La jueza federal María Eugenia Capuchetti, ordenó realizar de "manera discreta" una investigación informática sobre el usuario en cuestión y de esa pesquisa se logro conocer la forma en la que se canalizaban los pedidos y los domicilios en la localidad de Ciudadela donde se pactaban las entregas . Por tal motivo, conjuntamente con la Dra. Capuchetti, también tomo intervención el Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional de Tres de Febrero, a cargo de la Dra. María Negrello, quien libró un exhorto para la realización de dos órdenes de allanamiento en forma simultánea.

Uno de los procedimientos se realizó en General Paz al 600, donde se confeccionaba los títulos y documentos falsos. La comercialización se hacía en un departamento de la calle San Martín también del partido de tres de Febrero.

En los allanamientos, secuestraron cinco teléfonos celulares, dos impresoras, material de librería, cuatro certificados de estudios para completar, 185 sellos correspondientes a universidades públicas, privadas, hospitales, organismos públicos de Nación y provincia, escuelas públicas y privadas, sellos aclaratorios de diferentes profesiones y cargos.

Además, incautaron certificados analíticos para confeccionar títulos secundarios y universitarios, recetarios médicos, un sello con el escudo nacional y diferentes tipos de tinta, papeles, almohadillas y calcomanías para realizar las certificaciones del ministerio para realizar los certificados apócrifos.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico