Detienen a los autores del robo a un comercio

Actuar a cara descubierta no fue una buena idea para Francisco Chiguay, de 25 años, y Jorge Lanizante, de 35,  quienes el jueves por la tarde ingresaron a un local de ventas de alarmas ubicado en la avenida Constituyentes. En el robo sólo lograron llevarse una notebook luego de amenazar a los empleados que se encontraban a cargo de la atención al público.
Por las características que dieron en esos momentos se confeccionó un identikit de los probables autores. Hasta ahí Chiguay y Lanizante parecían no correr mayores riesgos de no ser porque fueron encontrados circulando de manera sospechosa a bordo de un Ford Sierra sin papeles por calles que pertenecen a la jurisdicción de la Seccional Tercera.
Como las características de los individuos respondían a los demorados fueron derivados a la Seccional Quinta donde ayer por la mañana fueron identificados por las víctimas del robo de mediados de semana.
Fue así que Chiguay y Lanizante, viejos conocidos de la Justicia, fueron detenidos y acusados por el asalto a la casa de alarmas.

OTROS DETENIDOS
El viernes por la noche los agentes de la Seccional Quinta también detuvieron a Juan Panizzo de 20 años que, aprovechando la oscuridad de la noche, sustrajo la cartera de María Mamaní de 27 años mientras transitaba alrededor de las 23:30 por la calle Francisco Tejo del barrio Pueyrredón.
Como en esos momentos un patrullero realizaba la recorrida rutinaria Panizzo pudo ser detenido a los pocos metros de donde pensaba que iba a realizar un atraco rápido y sin demasiada resistencia.
No obstante ayer por la mañana luego de prestar declaración al Ministerio Público el detenido recuperó la libertad hasta que sea citado nuevamente para dar explicaciones de su accionar.
Una situación más o menos parecida afronta Julián Jorge, de 18 años, quien fue capturado luego de tratar de romper el parabrisas y abollar a patadas el chasis de un Ford Fiesta patente FMC 511 propiedad de Juan Eduardo Aguirre y que se encontraba estacionado en la calle Rawson al 700.
Lo que no se ha determinado todavía es si se trató de un intento de sustracción o bien de un acto de venganza cuyos motivos parece saber solamente Jorge, quien también permaneció demorado hasta ayer a mediamañana en la Seccional Primera.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico