Detuvieron a un joven de 18 años como sospechoso del crimen en Km 14

Ismael Martínez, de 57 años, murió ayer sobre las 15 en el ingreso de una gomería en el barrio Centenario. Se trata del primer homicidio del 2018 en Comodoro Rivadavia. Un joven de 18 años que quedó detenido como sospechoso.

Según revelaron fuentes oficiales a El Patagónico, la autopsia confirmó que Ismael Martínez (57) tenía un golpe en la cabeza y una lesión en su muñeca derecha. Por el caso se detuvieron a dos sospechosos aunque uno de ellos quedó libre.

Tal como lo adelantó este medio, Martínez murió ayer sobre las 15 en el ingreso de una gomería en el barrio Centenario. El hombre se acercó a pedir un vaso de agua, pero se desvaneció y falleció en el lugar.

Inmediatamente, personal policial de Mosconi tomó intervención por el hecho y demoró a dos jóvenes de 18 y 20 años por el artículo 215 del Código Procesal Penal mientras se hacían las primeras averiguaciones del caso.

Criminalística y la Brigada de Investigaciones, a cargo de Andrés García y Pablo Lobos, comenzaron con las pesquisas para esclarecer el hecho. En un primer momento se tomaron entrevistas a los testigos y habitantes del sector mientras se avanzaban en las pericias del cuerpo de la víctima.

El crimen se habría producido cerca de las 14 de este viernes, cuando Martínez, junto a los dos jóvenes y un tercero compartían bebidas alcohólicas a la vera de Ruta 3 en kilómetro 14.

Los investigadores, ya con la presencia del fiscal Martín Cárcamo, pesquisaron las prendas de vestir de los sospechosos y determinaron que serían las mismas que tenían al momento del homicidio.

Esta madrugada, uno de los dos jóvenes demorados quedó detenido por averiguación del delito de homicidio simple. Mientras el segundo fue demorado pero luego recuperó la libertad.

Ismael Martínez era oriundo de la localidad de Esquel. La víctima recibió un botellazo en la cabeza y con el mismo elemento, el agresor lo apuñaló.

Tras la agresión alcanzó a caminar varios metros hasta llegar a la gomería “El Destino”, lugar donde tras apoyarse a una cubierta pidió un vaso de agua, pero a los pocos minutos, a raíz de las heridas y la gran pérdida de sangre cayó desplomado y falleció.

El olfato investigativo de los efectivos de Mosconi al momento de identificar a los sospechosos, notaron que ambos jóvenes se encontraban muy nerviosos y titubeantes e incluso uno de ellos presentaba una mancha presumiblemente hemática en sus prendas de vestir. También le secuestraron un teléfono celular.

Fue así que el jefe de esa dependencia de zona norte ordenó la demora de los mismos. A medida que el personal de la Brigada de Investigaciones iba atando cabos en relación al homicidio surgió como nueva novedad - ya finalizando la tarde - un testigo presencial que sindicó a uno de los demorados como autor del hecho.

Ese testimonio fue clave dado que se hizo referencia a que Martínez había tenido una discusión con sus agresores y uno de ellos lo golpeó en la cabeza con una botella de cerveza y romperse, con el pico de la misma le aplicó una lesión cortante en el brazo derecho. El corte le habría generado un sangrado ininterrumpido que lo llevó a la muerte.

Con todas esas pruebas esta madrugada se dispuso la detención de Hernán José Antisoli (18) en averiguación del delito de homicidio simple.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico