Dictan la captura de Miranda Barrera porque cambió de domicilio y no pueden encontrarlo
El juez Mariano Nicosia decretó la rebeldía y captura del imputado Elías Antonio Miranda Barrera, alias "El Chileno". Es por su presunta participación en el intento de robo a un cajero automático de la sucursal del Banco Chubut de la avenida Yrigoyen al 2900, ocurrido en la madrugada del 15 de junio de 2016. "No fue ubicado en el domicilio que estableció y tampoco responde en su teléfono", argumentaron las autoridades judiciales sobre la orden de captura.

La audiencia judicial en la que se declaró la rebeldía de Antonio Miranda Barrera se celebró ayer en la sede de los tribunales penales de Comodoro Rivadavia. El frustrado robo que se le imputa se registró en los primeros minutos del 15 de junio de 2016 cuando, según la acusación de la Fiscalía, el “El Chileno” junto a otro individuo no identificado ingresaron al cajero instalado en sucursal N° 29 del Banco Chubut que funciona sobre Yrigoyen 2960 del barrio Industrial.

De acuerdo a la imputación del fiscal general Julio Puentes, los individuos mediante la utilización de herramientas varias y elementos químicos violentaron el cajero. Luego hicieron explotar con la finalidad de obtener el dinero que contenía el dispensador de billetes. Los ladrones no lograron su cometido de extraer el dinero y se fueron de un vehículo que estacionaron a unos 100 metros del lugar.

La causa se encuentra próxima a ser elevada a juicio oral y público. Se había fijado su fecha de inicio para el 10 de septiembre.

Ante la ausencia de Miranda Barrera a las citaciones judiciales, un policía se dirigió al domicilio que el imputado había fijado, con la finalidad de notificarlo del debate, pero el propietario del lugar le aseguró que ya no vivía más allí.

Después una funcionaria de la Oficina Judicial trató de comunicarse con el teléfono celular del imputado, pero nunca contestó.

Así, el fiscal solicitó se decrete su rebeldía y captura debido a que no se encontraba en el domicilio que fijó en sede judicial y no informó a la autoridad su nueva residencia.

Puentes también hizo mención a otras dos rebeldías que pesan sobre “El Chileno”, una en Comodoro Rivadavia y otra en Sarmiento. Argumentó que es reiterativo el comportamiento de Miranda Barrera con el objeto de obstaculizar el procedimiento de la Justicia.

Mientras, la defensora adjunta de la Defensa Pública, Claudia Torrecillas, aseguró que su pupilo no se contactó con ellos, ni notificó ningún cambio de su domicilio.

El juez penal Mariano Nicosia resolvió entonces decretar la rebeldía y captura del acusado debido a que “abandonó el domicilio que constituyera en sede judicial y la defensa no conoce el domicilio nuevo de su cliente”.

Asimismo, dispuso la suspensión de los términos del procedimiento y se desprograme el debate ya fijado hasta tanto el imputado pueda estar sujeto a derecho.