Dos listas competirán por el gremio judicial

Las listas Blanca y Naranja se disputarán la comisión directiva del gremio judicial en diciembre. La última proviene de Puerto Madryn y quiere ser una alternativa a la histórica conducción de Raúl Belcastro.

Los diferentes gremios judiciales del país renovarán sus autoridades este año. El Sindicato de Trabajadores Judiciales de Chubut (SiTraJuCh) será uno de ellos el 10 de diciembre. Los trabajadores que quieran votar deberán estar afiliados al gremio antes de que termine este mes.

Dos listas buscarán quedarse con titularidad del gremio: por un lado, estará la lista Blanca identificada con Raúl Belcastro, quien pertenece en el gremio hace más de 30 años, cuando dio un paso al costado otro histórico de ese gremio: Ricardo Fueyo.

Enfrente estará la lista Naranja. Esta última se ha desempeñado en los últimos seis años en la comisión de Puerto Madryn y pretende mostrarse como una alternativa.

“Formular y proponer una nueva lista no es tarea sencilla, sino ardua. Y eso habla de la necesidad de renovación de los y las dirigentes; de las ganas de participación de afiliados y desafiliados que siguen creyendo que la organización de los trabajadores es la vía para lograr acuerdos, conquistas, defender derechos”, aseguraron desde la lista Naranja mediante un comunicado.

Entre sus propuestas se destacan “garantizar la defensa colectiva de los derechos universales de las y los judiciales cada vez que se intente vulnerar alguno de ellos. Para reconstruir la unidad sindical y el sentido de pertenencia de quienes garantizamos el servicio de justicia de calidad a cada ciudadano”.

Asimismo, prometen “fortalecer la defensa individual en los sumarios, utilizados para dominar a la masa de empleados con procesos ilegítimos, y garantizar a cada compañero la asistencia jurídica y defensa sindical, sin dejarnos silenciar. Total apoyo y seguimiento de calidad en cada proceso”.

En este sentido, la lista Naranja hace hincapié en reconstruir la “unidad sindical” y el “sentido de pertenencia”, para prevenir conflictos laborales. “Elaborar protocolos de actuación para prevenir y erradicar la violencia en nuestros espacios de trabajo. Para modificar el estatuto en los puntos que sean necesarios, incorporando por ejemplo una Secretaría de Género”, aseveran.

Asimismo, subrayan la necesidad de brindar “seriedad a los amparos vigentes a través de abogados especializados y destrabar los que están en curso, garantizando la protección de los salarios afectados”.

Afirman que es necesaria la unidad de todas las seccionales gremiales para coordinar actividades y “recibir un trato igualitario en una mesa negociadora con el STJ (Superior Tribunal de Justicia), para promover programas de viviendas para afiliados en toda la provincia”.

Las propuestas también establecen “fortalecer a cada comisión local en la búsqueda de mejores condiciones laborales y beneficios para nuestros representados porque cada circunscripción posee necesidades y características propias y por eso la propuesta de acompañar en cada momento de la trayectoria judicial, estar hombro a hombro, con la fuerza que la unidad de los trabajadores puede ofrecer”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico