Ebrio escandaloso terminó en la comisaría

Un joven de 23 años invitaba a pelear a policías en las calles céntricas. Estaba alcoholizado y terminó demorado por contraventor.

Una mujer alertó a la policía de la Seccional Primera que sobre la calle San Martín y Güemes había un hombre en presunto estado de ebriedad. Fue a las 21.40 de este viernes.

Al llegar al lugar los efectivos, el sujeto los invitó a pelear, en medio de las sonrisas de quienes observaban el episodio. El provocador fue demorado y trasladado a la dependencia por infracciones al Código de Convivencia Ciudadana.

El test de alcoholemia le dio 2,69 gramos de alcohol por litro de sangre y fue identificado con las iniciales de E.F.V., de 23 años. Se dio aviso a la funcionaria fiscal de turno y al Juzgado de Paz.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico