Economía busca que las pymes tecnológicas sean una prioridad

Las pymes del sector de la Tecnología de Información (TI) son "una prioridad" en el marco del actual modelo productivo y exportador argentino, afirmó ayer el subsecretario de la Pequeña y Mediana Empresa y Desarrollo Regional, Matías Kulfas.

Barcelona (Télam)
A su paso por Barcelona, a la cabeza de una misión comercial de empresas argentinas dedicadas a productos y servicios informáticos, Kulfas habló sobre las expectativas de internacionalización de este sector y de las pymes argentinas en general.
«En los últimos cuatro años -explicó el funcionario argentino- se ha visto un fuerte crecimiento económico en Argentina que, a diferencia de otros períodos de la historia de nuestro país cuando el crecimiento era aprovechado por sectores muy acotados, hoy está mucho más diseminado».
«Lo que hay en Argentina son núcleos dinámicos -incluso en zonas que estaban muy deprimidas-, que impulsan diferentes redes económicas, especialmente en el sector Pymes, que está teniendo un rol protagónico», apunto Kulfas.
«El caso del sector del software, una actividad que adquirió dinamismo en los últimos años, es paradigmático», dijo el subsecretario.
Kulfas indicó que «uno de los ejes del Plan Productivo, lanzado por la ministro (de Economía) Felisa Miceli, es lograr que más actividades económicas se orienten al segmento de mayor valor agregado, intensivo en conocimiento».
Desde esta perspectiva, «el sector tecnológico es prioritario y estratégico», por eso «damos apoyo con beneficios impositivos, fondos específicos y, en el caso de las pymes, con planes para trabajar el aspecto de la competitividad», agregó el responsable de SEPYME.
En este contexto, la SEPYME tiene una estrategia de «internacionalización» para las Pymes argentinas, las cuales han participado activamente en el crecimiento de las exportaciones del país, con un incremento del 57% entre 2002 y 2005, pese a que su rol sigue siendo secundario, de entre el 10 y el 12% de las exportaciones totales.
En los últimos años pasamos de 6.000 a 12.000 empresas exportadoras, y tenemos un núcleo de empresas consolidadas, lo que muestra perspectivas muy buenas», agregó el subsecretario.
«En el caso del software, lo que vemos es que en Argentina se está trabajando con productos de calidad y a precios competitivos, por eso el objetivo es posicionarse en el segmento de mayor valor agregado», dijo.
Un objetivo a mediano plazo sería «tener en Argentina un polo líder en software en América Latina», indicó el subsecretario, que se mostró muy interesado en el proyecto 22 Barcelona, emprendimiento que pretende transformar una zona degradada de la ciudad en un polo de actividades intensivas en conocimiento.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico