Eduardo Valdés: "Ser puto es peronista, ser gay es gorila"

El diputado nacional del Frente de Todos reivindicó a la agrupación "Putos Peronistas" en el Día Internacional del Orgullo LGBT.

“Nosotros tenemos con orgullo la agrupación Putos Peronistas, que viene de la época de Néstor Kirchner, y el lema decía: ‘Ser puto es peronista, ser gay es gorila’. Ellos explicaban que el gay pelea por los derechos de la comunidad homosexual, pero el puto peronista pelea por sus derechos y además por el ABL, por la calle, la vivienda y el trabajo”, explicó Eduardo Valdés, diputado nacional del Frente de Todos, según publica Perfil.com

Los Putos Peronistas hicieron su estreno el 17 de noviembre de 2007, cuando participaron de la marcha por el Día del Orgullo, que ese año coincidió con la fecha en que la tradición peronista celebra el primer regreso de Juan Perón a la Argentina, en 1972. “Aunque no creemos que las luchas de las organizaciones tradicionales LGBT sean injustas, sabemos que la General Paz es un muro sobre el que los vientos de la ciudad gay rebotan constantemente. Del otro lado, la situación requiere de una lucha militante diaria, que no agota su implicancia en la pelea legal por el matrimonio entre personas del mismo sexo, sino que requiere conquistar derechos básicos al trabajo, a la vivienda digna, que todavía están pendientes”, decían entonces.

“Yo no me siento representado con las marchas del orgullo gay o con que se haya aprobado (en Argentina, en 2010) el matrimonio igualitario. Y es porque yo, y muchos compañeros que conozco, tenemos otras prioridades, como tratar de tener dinero para comer", le contaba a BBC Mundo Gabriel Ramírez, dirigente de Putos Peronistas.

"La idea (de la agrupación) es acabar con el 'onegeísmo' que hay en esta lucha y hacerlo a través de la militancia política. Queremos hacer esta defensa de la diversidad a través del ideal peronista porque el peronismo siempre defendió a los humillados y ofendidos", señalaba también a BBC el fundador Pablo Ayala.

Los Putos Peronistas (PP) presentaron documental hace una década: "Putos peronistas, cumbia de un sentimiento", película dirigida por Rodolfo Cesatti con el apoyo del INCAA (Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales), que retrata la militancia de esta agrupación surgida en La Matanza pero que hoy tiene sedes en distintas provincias.

"Somos esto: tortas, travestis, trans y putos del pueblo; así nos nombramos. No hay que olvidarse que ser puto también es una cuestión de clase", insisten. Y consideran que, por vivir en el Conurbano, sufren una marginación extra: lo gay friendly no llega.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico