El acusado de asesinar a su suegro fue imputado y recobró la libertad

Pablo Loesa, el sospechoso de haberle asestado una puñalada a su suegro Marcelo Jara, en una pelea que se desató el jueves por la noche en una casa del barrio Máximo Abásolo, fue imputado este viernes por homicidio preterintencional. Continuará en libertad y le dictaron prohibición de acercamiento a los testigos.

Este viernes por la tarde se desarrolló en la Oficina Judicial de Comodoro Rivadavia la audiencia de control de detención y formalización de la investigación en donde la Fiscalía le imputó a Pablo Loesa la figura de homicidio preterintencional.

Loesa había sido detenido este viernes a las 5 en una vivienda de Los Plátanos al 4500, tras haber sido señalado como el sospechoso del asesinato de su suegro Marcelo Jara, de 48 años.

Jara había sido encontrado sin vida el jueves a las 23 en las esquinas de Jorge Cafrune y Las Fresas del barrio Máximo Abasolo.

Según señaló la fiscal Cecilia Codina en su imputación, la víctima compartía esa noche una reunión con el victimario y luego de una pelea, en la que también intervino una mujer, Loesa le asestó una estocada en la pierna derecha debajo de la rodilla.

Jara caminó como pudo calle abajo y después de unos 150 metros quedó tendido en el lugar donde fue hallado. Allí intentaron reanimarlo con maniobras de RCP, pero todo fue en vano.

La Policía Científica siguió el reguero de sangre que la víctima dejó en el lugar y así, tras un pedido de allanamiento y detención autorizado por la Justicia, procedió a la detención de Loesa.

Vecinos del lugar recuerdan a Jara como un hombre trabajador y que le gustaba pescar.

La Fiscalía imputó a Loesa por homicidio preterintencional a raíz de la pelea que mantuvieron yerno y suegro. Así, el juez de turno le dictó prohibición de acercamiento y contacto con las víctimas además de presentaciones ante la Oficina Judicial.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico