El dólar minorista bajó a 24,67 pesos y hubo alivio en el Gobierno

La moneda estadounidense cerró en 24,67 pesos frente a los 25,51 del lunes, en tanto que el mayorista culminó el día en 24,05 pesos contra 24,99 del día anterior. Las ventas del Banco Central de más de 700 millones de dólares, la intervención en los mercados de futuro, la liquidación de divisas por parte de exportadores y el anuncio de la emisión de un título BOTE habrían sido los factores que impulsaron la baja.

Las ventas del Banco Central (BCRA) de más de 700 millones de dólares, sumadas a su intervención en los mercados de futuro, la liquidación de divisas por parte de exportadores y el anuncio de la emisión de un título BOTE, determinaron ayer una baja del dólar en los segmentos mayorista y minorista de 94 y 84 centavos, respectivamente.

La cotización del dólar minorista cerró la jornada en 24,67 pesos frente a los 25,51 de su finalización del lunes, en tanto que el mayorista culminó el día en 24,05 pesos contra 24,99 de su cierre del día anterior.

El dólar mayorista llegó a caer hasta 23,75 pesos, en un mercado en el que se registró un volumen de operaciones de unos 1.257 millones de dólares.

Ese valor se mantuvo en alza, hasta un máximo de 24,99 pesos hasta las 13, pero a partir de ese momento comenzó a caer debido a la oferta del Central y fue desplomándose hasta el valor final del cierre, empujado por liquidaciones de exportadores, confirmaron fuentes del mercado.

En ese sentido, precisaron que de los 1.257 millones negociados, unos 700 millones fueron ofertados por la autoridad monetaria y el resto provinieron de la oferta privada.

A partir del momento en que aparecieron los dólares liquidados por privados, el Banco Central dejó de intervenir.

En el mercado de futuros, en el Rofex, bajó fuerte el correspondiente a mayo, de 25,55 pesos a 24,40, con una venta del Central de alrededor de 100 millones de dólares.

Pero otro elemento fundamental del comportamiento bajista de la jornada de ayer fue, a juicio de todos los analistas consultados por Télam, la sorpresiva decisión del ministerio de Finanzas de salir a ofrecer Bonos del Tesoro Nacional (BOTE) en pesos a tasa fija con vencimiento en 2023 y 2026, al concitar el interés del sector privado.

Los ministros de Hacienda, Nicolás Dujovne, y el de Finanzas, Luis Caputo, anunciaron que el BOTE a cinco años se emitió a una tasa de mercado del 20%, por el que se colocaron 36.872 millones de pesos, y que el mismo título a ocho años, recaudó 36.377 millones, es decir, un total de 73.249 millones de pesos.

De esta manera, asegurándose una nueva ronda de confianzas de los inversores, el Gobierno nacional logró un freno a la subida del dólar.

La entidad que preside Federico Sturzenegger también ofreció tasas por encima del 40% anual para dar atractivo a la renovación récord de LEBAC, por $617.000 millones.

A esto se agregó nuevamente la oferta del Banco Central -similar a la de la víspera- de ofrecer 5.000 millones de dólares a 25 pesos por unidad, de los cuales utilizó los 800 millones indicados anteriormente.

De esta forma, en 24,05 pesos por unidad, la cotización del dólar mayorista retrocedió 3,76%, en una jornada en la que el volumen de negocios en el segmento de contado fue de 1.257 millones de dólares y en la que el Banco Central actuó tanto en el mercado de futuros como en el de contado.

Todos los movimientos de ayer indicaron que hubo un freno a la salida de capitales del país y que se habría producido un retorno de inversores externos, en particular a través de la colocación de fondos en ambas emisiones de BOTE, dijeron fuentes del mercado.

“Aunque no podamos estar seguros todavía, la corrida contra el peso podría estar terminando y en las próximas semanas el Banco Central podría empezar a aflojar el nivel de tasas en la medida en que la confianza sea restaurada, aunque todavía es muy temprano para afirmarlo”, dijo un operador experimentado del mercado de cambios.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico