El dólar trepó un 4,4% en el primer semestre a $16,88, su nuevo récord

Tras haber terminado el año pasado con un incremento de casi el 20%, el dólar se mantuvo "anestesiado" hasta mayo cuando se disparó un 4,2%.

El dólar se disparó un 4,4% en el primer semestre y cerró en su nuevo récord de $16,88 en bancos y casas de cambio de la city porteña de acuerdo al promedio que realizó ámbito.com.
Ayer, la divisa subió 13 centavos y cerró el mes con un avance del 2,9% (o 48 centavos), su tercera alza mensual consecutiva. En tanto, durante la semana, el billete se disparó un 2,7% (o 45 centavos).
Tras haber terminado el año pasado con un incremento de casi el 20%, el dólar se mantuvo "anestesiado" hasta mayo cuando se disparó un 4,2% (o 66 centavos), su mayor avance mensual del año, por efecto de la crisis política en Brasil a raíz de la denuncia de corrupción contra el presidente de ese país, Michel Temer.
En los tres días posteriores a que se conocieran los audios, el billete había subido 3% y llegó a tocar un nuevo máximo histórico (en $16,41) el 22 de mayo. Fue en sintonía con el recorrido que tuvo la divisa en Brasil, donde tuvo una fuerte apreciación.
Hasta ese momento, el dólar se había mantenido "planchado" porque el Banco Central instrumentó una serie de medidas en su lucha "prioritaria" contra la inflación. Desde enero, la autoridad monetaria fue subiendo o recortando la tasa de Lebac a 35 días, el plazo más cortos.
En este primer semestre, el dólar estuvo además presionado a la baja por el ingreso de divisas en el marco del Sinceramiento Fiscal con el que se "blanquearon" unos u$s 117 mil millones. Además, hubo emisiones de deuda por parte del Estado, las provincias y empresas por más de u$s 15.500 millones según estimaciones.
Es en este contexto que surge la decisión de la autoridad monetaria de comprar dólares para incrementar sus reservas. Con sólo ese anuncio, el dólar cerró con suba del 0,4% en abril, tras haber registrado dos bajas mensuales consecutivas. Llegó a comprar u$s1.000 millones (de a u$s 100 millones por día) haciendo que el dólar recuperara terreno de a poco, hasta que estalló la crisis en Brasil y eso fue suficiente para una disparada del dólar a nivel local (en mayo subió un 4%).
El avance del dólar minorista se produjo en sintonía con el MULC, donde la divisa se disparó un 4,7% (o 75 centavos) a su récord histórico de $16,65 entre enero y junio, tras avanzar un 3,25% durante junio mientras que en la semana ganó un 2,8% en la última semana.
Ayer, la moneda estadounidense subió 12 centavos y medio y registró su sexta alza consecutiva en una rueda donde continuó firme la demanda de bancos, empresas e inversores con carteras activas que estaban en pesos con buenos rendimientos pero con los últimos acontecimientos políticos y económicos (de ingreso de préstamos privados y estatales) están optando por tomar nuevas posiciones en portfolios.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico