El incendio de pastizales afectó 25 kilómetros cuadrados de campo

El siniestro de grandes proporciones se originó en el establecimiento rural “Los Manantiales” y afectó la vegetación de un campo lindante. El combate de las llamas se extendió por al menos ocho horas, con el despliegue de máquinas viales y la tarea de una dotación del Cuartel Central de Bomberos.

Por causas que se desconocen el incendio de pastizales se inició ayer alrededor de las 10 en la estancia “Los Manantiales”, ubicada sobre la ruta Nacional 3, a unos 60 kilómetros al norte de esta ciudad. El viento reinante y la sequedad de las matas permitieron que el fuego se extendiera a un campo lindante.

Personal de seguridad de la petrolera YPF y el administrador del campo afectado fueron quienes alertaron a los bomberos del incendio de grandes dimensiones. Rápidamente, concurrió una unidad de Defensa Civil para conocer el panorama.

Los bomberos Carlos Rosas (subcomisario) y su hijo Angel Rosas (cabo) fueron los únicos experimentados voluntarios que llegaron hasta el lugar en el autobomba. Mientras, el director de Defensa Civil de la provincia gestionó máquinas con Vialidad Provincial y de esa forma la unidad de los voluntarios pudo ingresar por huellas a combatir los focos de fuego.

Un sector de cañadón ayudó a contener las llamas y después una llovizna contribuyó a las tareas. Mientras, los peones de los campos se encargaron de arrear la hacienda para facilitar el operativo.

Cerca de las 18 fue sofocado por completo el incendio que abarcó una extensión de 25 kilómetros cuadrados, precisaron fuentes oficiales a Diario Patagónico. No hubo daños significados solo vegetación autóctona del lugar.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico