El jueves marcharán en defensa de la educación pública y gratuita tras el abrazo simbólico de ayer a la Universidad
Docentes, estudiantes, graduados, trabajadores, directivos y representantes de organizaciones políticas y sociales realizaron ayer al mediodía un abrazo simbólico a la sede central de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco. Fue en reclamo contra el recorte presupuestario que aplica el Gobierno nacional y en defensa de la educación pública y gratuita. Estudiantes celebraron luego una asamblea donde se analizó la toma del edificio, pero lo descartaron y decidieron sumarse a la marcha nacional que se realizará el jueves. Mientras tanto, el gremio docente de CONADU Histórica ratificó la continuidad del paro nacional que se desarrolla desde hace tres semanas en 57 casas de altos estudios del país en demanda de recomposiciones salariales.

La educación pública y gratuita se encuentra en peligro. Así lo entendieron directivos, estudiantes, docentes y organizaciones políticas y sociales que realizaron ayer un abrazo simbólico a la casa central de la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco (UNPSJB).

La iniciativa se impulsó para manifestarse en contra del recorte presupuestario que ejecuta el Gobierno de Mauricio Macri en todas las casas de altos estudios del país poniendo en jaque la educación pública. Es que ayer se cumplieron tres semanas del paro de docentes universitarios y la mayoría de las investigaciones y actividades académicas se encuentran paralizadas.

Uno de los oradores fue el rector de la UNPSJB, Carlos De Marziani, quien manifestó que se logró “romper el cerco mediático” de la situación que viven las universidades nacionales. Es por eso que titular de la casa de altos estudios aseguró: “lo más probable es que en las próximas semanas a través de análisis simplistas, buscarán poner en cuestionamiento la distribución de los fondos. No caigamos en eso”

En este sentido, De Marziani cuestionó: “recibimos solamente un mes y medio para afrontar los gastos que tenemos y pese a todo hemos podido sostener nuestro sistema de bienestar universitario, con sus becas, alojamiento y el comedor. Pese a esa subejecución hemos desarrollado las actividades previstas”.

Hay que destacar que el abrazo simbólico que se realizó a la sede Comodoro Rivadavia ya se había llevado a cabo en los edificios de Esquel, Trelew y Puerto Madryn. También se desarrolló una medida similar en la Universidad Nacional de la Patagonia Austral (UNPA), que posee cuatro sedes en Santa Cruz.

POR AHORA NO HAY TOMA

Tras el abrazo, ayer estudiantes convocaron a una asamblea para endurecer las medidas de reclamo, teniendo en cuenta que el Gobierno nacional no brinda una respuesta favorable para las casas de altos estudios ya que anunció una nueva etapa de más ajuste en todos los ámbitos de la economía.

Es por eso que una de las mociones fue tomar el establecimiento hasta que se obtenga una respuesta favorable para toda la comunidad universitaria. Sin embargo, para llevar a cabo esta propuesta era necesario contar con una gran parte de los estudiantes presentes, por lo que se decidió suspender las pocas clases que se estaban dictando ayer pese al paro, lo que terminó con algunos roces entre los alumnos.

En primer lugar se eligió el Aula Magna de la UNPSJB para llevar a cabo la votación, pero debido a la cantidad de estudiantes se realizó en la entrada del establecimiento. La asamblea se extendió durante más de dos horas donde las posturas fueron expuestas entre gritos y chicanas.

Así, la voluntad de no tomar el establecimiento se impuso ratificando que, el jueves 30, Comodoro Rivadavia se sumará a la marcha nacional en defensa de la educación pública y gratuita.

Sin embargo, un grupo de estudiantes inició un acampe en la planta baja del edificio para manifestarse en contra de las medidas del Gobierno de Macri. En principio, la iniciativa se realizará hasta el jueves 30, pero los alumnos advirtieron que podría extenderse.

CONTINUA EL PARO DOCENTE

Ayer también se desarrolló el plenario de la confederación gremial docente CONADU Histórica en Plaza de Mayo, donde se definió la continuidad del paro en todas las universidades nacionales.

Además, el lunes se realizará una nueva mesa de negociación salarial convocada por la Secretaría de Políticas Universitarias. Allí, el gremio de docentes universitarios reiterará el reclamo de una recomposición salarial del 30% para todas las categorías y dedicaciones con cláusula gatillo. El resultado de dicha reunión será analizado en las asambleas de base para luego ser debatido el viernes 31 en Buenos Aires.

Asimismo, el Plenario rechazó categóricamente los dichos del Ministro de Educación, Alejandro Finocchiaro y del exsecretario de Políticas Albor Cantard, en relación a que la cantidad de docentes universitarios es excesiva.