El menor imputado por el homicidio de López podría volver hoy a su casa

El menor que está imputado por el homicidio de Alejandro Jorge López –ocurrido el 12 de junio en Kilómetro 5– podría ser beneficiado hoy con una morigeración de la prisión preventiva y regresar a su casa, tal como lo vino pidiendo la defensa en reiteradas oportunidades. La audiencia había sido solicitada para el viernes pasado pero a primera hora de esa jornada se pidió su postergación por parte de la propia defensa. Para hoy está previsto “controlar la decisión fiscal”.

La juez penal de refuerzo, Margarita Pfister, será quien presidirá la audiencia de hoy y según marca el cronograma diagramado por la Oficina Judicial de Comodoro Rivadavia, la finalidad de audiencia es “controlar la decisión fiscal”.
Según la información a la que accedió Diario Patagónico, el jueves de la semana pasada la defensa de M. W. (17) solicitó una audiencia de revisión de la prisión preventiva, la cual fue fijada para el día siguiente con la juez penal, Raque Tassello. Sin embargo, a primera hora del viernes la propia defensa presentó un escrito para pedir la postergación del evento, aduciendo que le restaba producir una medida de prueba que recién podría estar terminada a fines de la presente semana.
A todo esto, ayer se volvió a pedir la audiencia y el acto finalmente quedó programado para hoy a las 10 de la mañana, aunque figura como “control de decisión fiscal”.
Se debe recordar que en las sucesivas audiencias que se realizaron durante el proceso contra M. W., la defensa fue aportándole a la investigación una serie de datos, obtenidos en base a averiguaciones propias de esa parte, con la finalidad de probar que el imputado no se encontraba en el lugar del hecho al momento de producirse la agresión que recibió la víctima y su esposa.
También, la misma defensa introdujo un tercero en la escena del crimen y sobre éste habría aportado sus datos filiatorios. De esa manera se buscó apartar al único imputado, aunque en las distintas revisiones efectuadas los magistrados que intervinieron en ellas confirmaron la medida de coerción que dictó la juez natural de la causa, Marial Suárez, en el control de detención.
Para ello, los jueces tuvieron en cuenta el resultado positivo que surgió de la rueda de reconocimiento de personas al que fue sometido el adolescente a quien se le atribuyó el homicidio.
Hoy, finalmente, se conocerá si la Fiscalía cambió su rumbo de investigación a partir de los nuevos datos arrimados por su contraparte y si mantendrá su postura respecto al cumplimiento de la medida de coerción.

EL HECHO
Se debe recordar que el homicidio de López fue el desenlace de un episodio que lo tuvo como protagonista en la madrugada del domingo 12 de junio, cuando fue a exigirles a los habitantes de una vivienda cercana a la suya, que no le suministrasen más drogas a su hija menor.
A ese lugar el hombre acudió con su esposa y como respuesta recibió una feroz golpiza con una pala, elemento con el que se lesionó a ambos, pero además López recibió un tiro en el cuello. Al cabo de un rato, murió en el Hospital Regional.
Con el avance de las averiguaciones preliminares, la Fiscalía encontró elementos para imputar al menor M. W. como autor del delito de homicidio simple en concurso real como homicidio simple en grado de tentativa. El primero de los cargos tuvo como víctima a López, en tanto que en el restante, a su esposa.
Por último, se debe aclarar que el imputado fue reconocido por la viuda en la rueda de reconocimiento que se le realizó y en virtud de esa prueba es que se le dictó la prisión preventiva por el término de tres meses.
Con el correr de los días la defensa solicitó una revisión de la medida de coerción por parte de dos jueces y en esa ocasión el tribunal que integraron José Rago y Mariano Nicosia lo autorizaron a concurrir al colegio.
Esa noticia, que publicó en exclusiva Diario Patagónico, causó un gran malestar en la comunidad educativa porque la hija de la víctima fatal concurre al mismo establecimiento. Por tal motivo, la medida se revocó y se decidió que se le hagan llegar las actividades escolares a su lugar de detención.

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico