El Ministerio Público Fiscal advierte: “sin dinero no se puede investigar”

A través de una misiva, autoridades del Ministerio Público Fiscal, le informaron al gobernador Martín Buzzi el detalle de las dificultades presupuestarias que atentan con el desenvolvimiento adecuado de ese organismo. La carta, tiene como finalidad “documentar debidamente la situación y exigir soluciones concretas a nuestros pedidos”, señalan desde Fiscalía.

La carta dirigida al mandatario provincia lleva la firma del procurador Jorge Miquelarena y comienza con una referencia de contexto “conocido es por Ud. que hace varios años que el presupuesto del Poder Judicial no tiene aprobación legislativa. Ello, de por sí restringe toda posibilidad de planificación estratégica y crecimiento institucional. En esto debemos destacar la marcada contradicción entre el discurso político que exige mejor calidad de respuestas al Poder Judicial sobre todo en el ámbito de la justicia penal, al tiempo que no trata ni aprueba el presupuesto de este Poder del Estado, herramienta fundamental de las finanzas públicas para el correcto funcionamiento institucional”.

En cuanto, a los problemas específicos de Fiscalía, Miquelarena asegura que: “se debe mantener su funcionamiento con los créditos presupuestarios asignados arbitrariamente por ese Poder Ejecutivo en los sistemas de gestión financiera y las escasísimas acreditaciones de caja que semanalmente dispone el Ministerio de Economía y Crédito Público por sus dependencias administrativas”.

En este marco, sentencia “sin dinero no se puede investigar”. Y prosigue: “la persecución de los delitos y la identificación de sus responsables, requiere erogaciones dinerarias. Con una incidencia presupuestaria mínima en el enfoque global, la importancia de contar con fondos disponibles para efectuar estas erogaciones en el Ministerio Público Fiscal es de relevancia superlativa. Englobamos en estos conceptos variados rubros, a saber, el pago de alquileres para nuestras oficinas, los gastos del servicio de telefonía, internet y limpieza, el recambio y reparación de vehículos, los gastos en pericias, traslados viáticos, capacitaciones, insumos para el funcionamiento de los laboratorios de investigación forense. Todos estos rubros son esenciales para el funcionamiento de la Fiscalía, motor inicial del sistema penal: si no podemos cubrir adecuadamente estos gastos no hay forma de cumplir los cometidos constitucionales que a la sociedad debemos”.

Además, Miquelarena profundiza en las deudas del sector, los pagos pendientes a proveedores “supera el millón de pesos – advierte - por obligaciones devengadas en el ejercicio 2014. A partir de la decisión de ese Poder Ejecutivo de reducir el importe mensual de tesorería a los niveles de enero del año pasado, se ha restringido de manera superlativa la capacidad operativa del Ministerio Público Fiscal”.

Al momento de detallar montos, el procurador detalla “dentro del marco de un presupuesto provincial de aproximadamente 15 mil millones de pesos, lo que requerimos para funcionar con cierta dignidad es una disponibilidad de caja semanal de $ 500.000, que sistemáticamente se nos viene negando. Esto evidencia que nuestro SAF requiere de recursos mínimos si se lo compara con otros de la administración. Actualmente se le acreditan semanalmente $ 250.000, suma ésta significativamente insuficiente, como ya se ha dicho y destacado”.

Con el panorama expuesto, Miquelarena finaliza la misiva con un requerimiento concreto al gobierno provincial “acudo al Sr. Gobernador para que ponga remedio inmediato a esta situación, instruyendo al Ministerio del área que adopte las medidas que nos lleven a una pronta solución toda vez que han sido infructuosas las misivas que hemos cursado al Sr. Ministro desde hace unos meses a esta parte”.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico