El ministro de Gobierno y el jefe de Policía castigaron duro a la Justicia

El ministro de Gobierno, Máximo Pérez Catán, presentará una queja formal por el accionar de la Justicia local que no otorgó permiso para allanar un domicilio tras un enfrentamiento con la policía ocurrido el miércoles en el barrio 30 de Octubre. “Lo que pasó fue vergonzoso”, definió por su lado el titular de la Policía de Chubut, comisario Juan Ale.

“Nos molesta no contar con el respaldo suficiente de parte de la Justicia”, reprochó ayer el ministro de Gobierno, Máximo Pérez Catán. Junto al jefe de la Policía Provincial, comisario general Juan Ale, el funcionario provincial fue lapidario en su arremetida contra quienes no otorgaron el miércoles por la tarde la orden de allanamiento para que los efectivos de la Seccional Quinta pudieran actuar en el complejo habitacional de las 1.008 viviendas.
“La policía cumple con su función de proceder ante los hechos. Pero nosotros no podemos quedar entrampados entre la falta de respaldo judicial y el reclamo social”, definió el ministro.
Lo cierto es que el Gobierno provincial elevará una queja por la situación que se planteó en el barrio 30 de Octubre que terminó con varios agentes heridos y un vehículo averiado.
“Queremos proceder judicialmente denunciando a aquellos que agraden al personal policial, destruyen bienes del Estado como patrulleros, comisarías, celdas y oficinas. No podemos aceptar pasivamente que alguien haga esto”, reprobó Pérez Catán.
Ale, por su lado, ratificó que más allá de lo pasó “vamos seguir actuando como corresponde. Me parece que hay criterios que no tienen sustento: no puede ser que el personal no haya logrado un inmediato ingreso mediante la orden de allanamiento. No somos especialistas en derecho pero sabemos que había argumentos suficientes”.
Para el jefe de la policía, estas desinteligencias con la Justicia “pueden ir contra el ánimo policial. Pero de ahora en más si tenemos que constituirnos en querellantes lo vamos a hacer porque no puede ser que cualquiera le tire piedras o le dispare a la policía y nunca haya una consecuencia”.
El titular de la Policía señaló también que “la sociedad tiene en claro que lo de ayer (por el jueves) raya lo vergonzoso porque no hubo una defensa del Estado por parte de otro organismo del Estado. Hay criterios que con la Justicia no compartimos”.
En la misma senda, Pérez Catán exigió autocríticas de parte del Poder Judicial. “Hay que ver si están a la altura de las circunstancias y si se han adaptado al nuevo Código. Después de eso se puede discutir qué temas del procedimiento se pueden revisar”, recalcó.
Más vehemente se quejó porque el fiscal general Eduardo Samamé tuvo escasos contacto público el miércoles cuando estuvo en Comodoro Rivadavia. “Nosotros en cambio siempre damos la cara para las buenas y las malas noticias. Le damos explicaciones de lo que sucede a la gente y nos hacemos cargo de los errores y sancionamos a los que cometen errores”, puntualizó.
De todos modos, el ministro negó que el enfrentamiento con la Justicia tenga motivaciones políticas. “El problema no es el signo político sino los criterios. ¿Vamos a estar en la calle con la presencia de la Justicia o vamos esperar en vez de confiar en un policía que es un funcionario público haga exactamente lo contrario?”, expresó. 

Fuente:

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico