El telescopio que buscará vida en otros planetas

Hace una semana, la NASA lanzó el telescopio más poderoso del mundo. Se espera que este dispositivo pueda transformar profundamente la comprensión que poseen los científicos del universo.

El telescopio James Webb, es el proyecto más importante en el ha estado trabajando en los últimos años la NASA. Su lanzamiento el pasado 25 de diciembre dio inicio a la investigación que se espera que marque un antes y después sobre el origen del Universo. Los científicos aseguran que podría iniciarse una "nueva era de la astronomía".

La NASA desarrolló el telescopio infrarrojo de 10 mil millones de dólares en asociación con las agencias espaciales europeas y canadienses. Además, lo ha aclamado como el primer observatorio de ciencias espaciales de la próxima década.

Se espera que este instrumento le dé a la humanidad un primer vistazo del universo tal como existía cuando se formaron las primeras galaxias. De hecho, el telescopio Webb, reemplazo del Hubble, podrá ver el cosmos solo 100 millones de años después del Big Bang, el punto de inflamación teórico que condujo a la expansión del universo hace 13.800 millones de años.

En tanto, el Hubble solo puede ver unos 400 millones de años después del Big Bang. Esto ha llevada a los astrónomos a querer utilizar al James Webb para lograr estudiar a los agujeros negros supermasivos, que se cree que ocupan los centros de galaxias distantes.

Asimismo, los cosmólogos trabajarán para poder mapear la materia oscura alrededor de las galaxias. De esto se modo se pretende tener más certezas sobre la misteriosa sustancia que se cree que constituye la mayor parte del universo.

Con este "observatorio espacial" también se buscará investigar si los planetas que se encuentran fuera de nuestro propio sistema solar pueden ser adecuados para albergar la vida. Es por esto que las cámaras del telescopio James Webb tendrán la tarea de tomar imágenes de otros planetas para buscar la presencia de agua y otros indicios de vida en la atmósfera.

El profesor Martin Barstow, científico que ayudó a desarrollar el dispositivo más poderoso del mundo, reconoció que el Webb podría revelar la existencia de formas de vida extraterrestres en el espacio. "Aprenderemos sobre los orígenes del universo y también cómo surgió la vida y posiblemente, aunque no podemos garantizarlo, también sobre otras formas de vida en nuestra galaxia", reveló Barstow.

Además, el científico no dudó en describir el histórico lanzamiento del telescopio Webb como "el comienzo de una nueva era en astronomía", y que será fundamental para comprender con mayor claridad cuál lugar posee la humanidad en el universo. "El telescopio es tan importante que va a cambiar por completo la forma en que vemos el universo y la forma en que vemos nuestro lugar en él", enfatizó.

Por su parte, este dispositivo, bautizado en honor al jefe de la NASA durante la mayor parte de la década de formación de la agencia espacial en la década de 1960, es aproximadamente 100 veces más sensible que Hubble.

El telescopio será muy importante conocer los orígenes del Universo y cómo surgió la vida. Además, aportará datos sobre la posible existencia de otras formas de vida en la Galaxia.

En ese sentido, hay que destacar que si bien el Hubble operó principalmente en longitudes de onda ópticas y ultravioleta, el Webb podrá ver el cosmos en el espectro infrarrojo, mirando a través de las nubes de gas y polvo donde están naciendo las estrellas. Es más, el espejo primario del nuevo telescopio tiene un área de recolección de luz mucho más grande que le permitirá observar objetos a mayores distancias.

Por último, el telescopio James Webb tardará otro mes más en llegar a su destino en la órbita solar, aproximadamente a 1 millón de millas de la Tierra y aproximadamente cuatro veces más lejos que la Luna. Su trayectoria orbital especial lo mantendrá constantemente alineado con la Tierra y su trayectoria alrededor del sol. Después de unos seis meses de alineación y calibración de los espejos e instrumentos de Webb, el funcionamiento del telescopio se gestionará desde el Space Telescope Science Institute en Baltimore.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico