Elevaron a juicio oral la causa por el homicidio en hipódromo de Trelew

Federico Ariel Rebolledo es el unico imputado por un homicidio ocurrido en agosto de 2019 que tuvo como victima a Marcelo Iparraguirre.

Luego del plazo solicitado por la defensa se realizó hoy a través de videoconferencia la audiencia preliminar donde se evaluó la elevación a juicio oral y público de la causa en la que se investiga a Federico Ariel Rebolledo por un homicidio ocurrido en el hipódromo de Trelew. La jueza Ivana González tuvo a su cargo las actuaciones y participaron el funcionario de fiscalía Aldo Nizetich y el defensor Abdón Manyauik.

Tras la presentación de la acusación respectiva y la admisión de pruebas propuestas por las partes, la magistrada resolvió la elevación a juicio oral y público del caso en fecha que deberá ser fijada por la oficina judicial. Por otra parte y de acuerdo a la decisión adoptada en la audiencia realizada el 20 de mayo pasado, la Jueza determinó también la continuidad de la prisión preventiva de Rebolledo hasta la realización del debate.

EL HECHO

De acuerdo a la elevación fiscal se encuentra acreditado que aproximadamente a las 16 del día 2 de agosto de 2019, sabiendo lo que hacía y conociendo el alto poder vulnerante del arma que llevaba consigo con la premeditada intención de provocar la muerte de Ulises Marcelo Iparraguirre, se constituyó Federico Ariel Rebolledo en el hipódromo de Trelew ubicado en la chacra número 75 a unos 300 metros de ruta nacional 3 y a la altura del autódromo mar y valle, lugar al que llegó conduciendo su camioneta marca Nissan. Ya en el sitio el acusado descendió del rodado y fue en busca de su víctima encaminándose directamente hacia el box número 4 y al hallarlo allí le dijo: “…yo te voy a enseñar a respetar…”, tras lo cuál extrajo un revólver calibre 38 y con el deliberado propósito de acabar con su vida le efectuó al menos cuatro disparos provocándole varias heridas, una de las cuales en la región toráxica produjo su muerte. Tras haber cumplido con su cometido Rebolledo se marchó inmediatamente del lugar, retirándose en la camioneta que estaba utilizando.

A tenor del conjunto de elementos de prueba reunidos, a juicio del Ministerio Público Fiscal la conducta desplegada por Federico Rebolledo reúne las características típicas exigidas en la figura de homicidio agravado por haber sido cometido mediante el empleo de un arma de fuego en calidad de autor, artículos 79, 41 bis, 55 y 45 del código penal.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico