En 2015 se apuntará a fortalecer el patrullaje de zona conflictivas

A partir de la información estadística y del trabajo de campo de la Policía Comunitaria, se determinó un mapa de “zonas sensibles” de Comodoro Rivadavia en la que se concentrará el trabajo preventivo a partir de los denominados “Equipos de Barrio”, afirmó el subsecretario de Justicia de Chubut, Víctor Bezunartea.

La Subsecretaría de Justicia dependiente del área de Seguridad y Justicia del Chubut, a cargo de Oscar Martínez Conti, traza ejes de trabajo que se cumplirán durante 2015. Se apuntará al fortalecimiento de los sistemas de patrullaje y de control en las zonas más conflictivas y a la aplicación paralela de estrategias de prevención vinculadas a factores situacionales y sociales. A la vez, se trabaja en la optimización del sistema de patrullaje por cuadrículas.

Así, con el objetivo de delinear el eje de acción del área de Prevención del Delito en Comodoro Rivadavia, el subsecretario de Justicia de la provincia, Víctor Bezunartea, mantuvo un encuentro con el equipo de colaboradores locales pertenecientes a la Dirección General de Política Criminal; de Prevención del Delito y Participación Ciudadana; de Acceso a la Justicia y Ayuda a las Víctimas y de Políticas Penitenciarias.

El encuentro sirvió “para establecer los lineamientos de trabajo, porque vamos a avanzar en un eje transversal a todas las áreas, poniendo el acento en la prevención”, explicó Bezunartea.

El funcionario recordó que “a partir de la información estadística y del trabajo de campo de la Policía Comunitaria, durante 2014 se cerró un plan de trabajo para zonas sensibles”. Sobre esa base, en la reunión se trató cómo cada una de las áreas de la Subsecretaría de Justicia direccionarán sus acciones en pos de dicha planificación sin perjuicio de lo cual también se abordaron cuestiones específicas que tienen que ver con los nuevos lineamientos en materias atinentes a cada una de las direcciones generales involucradas”.

Bezunartea indicó que se ejecutarán acciones bajo “una planificación integral, que incluye estrategias vinculadas a prevención situacional en espacios comunes y otras que tienen que ver con lo social y el direccionamiento del patrullaje hacia zonas calientes”.

“Esto lo vamos a desarrollar a través de la presencia de lo que llamamos ‘Equipos de Barrio’ de Policía Comunitaria en cada una de estas zonas definidas, reservando un ‘Equipo Satélite’ que contará con un móvil y se encargará de las diligencias y los requerimientos de instituciones asegurando que los equipos no salgan de las zonas asignadas”, detalló, agregando que los patrullajes “van a ser permanentes, de a pie, y respaldados con el trabajo articulado del resto de las áreas de esta Subsecretaría”.

EL PROGRAMA DE ACCESO A LA JUSTICIA

En tal sentido, el funcionario recordó la vigencia del Programa de Acceso a la Justicia “vinculado a diferentes cuestiones legales pero fundamentalmente a tener una mirada atenta en relación con las denuncias que se realizan, usurpaciones que pueden terminar en aguantaderos o espacios para delinquir”, y también la línea de ayuda a las víctimas y protección de testigos que “enfoca de manera integral el trabajo con las víctimas de delitos”.

“Son todos equipos de trabajo y programas que se vienen gestando desde hace un tiempo y lo que estamos haciendo es direccionándolos en este eje trasversal haciendo foco en prevención del delito”, sintetizó Bezunartea. Y agregó que “hay otros desafíos que tienen que ver con cada una de estas áreas en particular, fundamentalmente en lo que hace al área penitenciaria”.

El subsecretario indicó que se tiene proyectado un esquema general de acompañamiento y monitoreo en las diferentes unidades regionales en relación con el análisis de resultados del patrullaje por cuadrículas en cada una de las ciudades.

En este sentido expresó: “tenemos un monitoreo cuadrícula por cuadrícula que nos permite establecer mes a mes cuáles son los delitos denunciados en cada situación y esto nos va a permitir saber cuáles son las cuadrículas que mejores resultados dieron y en cuáles tenemos alguna deficiencia para ir trabajando esto en conjunto con el personal policial, reforzando donde sea necesario para mejorar los indicadores”.

“Esto tiene que ver más con el día a día, mientras que el esquema de trabajo en las zonas sensibles es una cuestión más estructural que va a abarcar otras instituciones, otros componentes, inclusive la participación ciudadana”, concluyó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico